El alza de los precios energéticos amenaza a la competitividad del sector cerámico, según Ascer

El peso del coste de la energía en 2021 supuso el 19% sobre la facturación total en 2021, lo que dificulta la viabilidad económica

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

El sector cerámico y de la fabricación de baldosas se enfrenta a un problema de viabilidad económica y pérdida de competitividad por el alza de los precios energéticos, que ya suponen un coste del 19% de la facturación total de esta industria.

Según han explicado desde la Asociación Española de Fabricantes de Azulejos y Pavimentos Cerámicos (Ascer), la industria fabricante de baldosas cerámicas hace un uso intensivo de energía, con un alto porcentaje de consumo de gas natural en sus procesos, llegando a consumir un total de 17 teravatios hora de gas natural en 2021, un 27% más que en el año anterior y el consumo de electricidad creció un 29%, hasta los 1,8 teravatios hora.

- Publicidad-

Así, el precio del gas, que se ha incrementado en 2021 hasta un 90,6%, hace que el sector se enfrente a problemas de costes elevados más allá de 2023, según han apuntado ya varios expertos. “Las previsiones hablaban de crecimientos fuertes y constantes hasta el segundo trimestre de 2022, pero la guerra entre Rusia y Ucrania ha agravado la situación”, han señalado desde Ascer.

Tomando como referencia la evolución de los precios de gas y electricidad en los cinco primeros meses de 2022, se estima que la factura energética del sector puede incrementarse un 116% en total.

Además, en cuanto al impacto del comercio de emisiones en el sector, se estima que el coste para la industria azulejera puede aumentar un 56% teniendo en cuenta la evolución del precio de la tonelada de dióxido de carbono. En 2021 el precio medio fue de 53,55 euros por teravatio de CO2, mientras que la media de los cinco primeros meses de 2022 ya se sitúa en los 83,4 euros.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.