El CES critica la bonificación al combustible por ser una medida “regresiva” e ineficaz

MADRID, 1 (EUROPA PRESS)

El Consejo Económico y Social de España (CES) ha criticado la bonificación extraordinaria de 20 céntimos de euro por litro de combustible por considerarla una medida fiscal “regresiva”, que “choca” con el reto de descarbonizar la economía, “que no cumple sus objetivos” y cuyo coste “sería más efectivo si se destinara a ayudar a los colectivos más vulnerables”.

El organismo, que ha presentado este miércoles su Memoria Socioeconómica y Laboral 2021 de la mano de su presidente, Antón Costas, y del consejero y ponente del documento, Raymond Torres, defiende que limitar el precio del gas es “más eficaz” que la bonificación al combustible para todos los usuarios.

De hecho, el CES subraya en su Memoria de 2021 que el establecimiento de un precio máximo del gas supone un instrumento relevante para contener la inflación y evitar que el incremento de los precios provoque efectos de segunda ronda, a falta de un posible pacto para repartir el aumento de los costes de forma equilibrada.

- Publicidad-

En cualquier caso, el presidente del CES, Antón Costas, ha descartado un escenario de estanflación dada la actual tasa de crecimiento económico y la confianza de consumidores y empresas.

LOS FONDOS EUROPEOS, UNA PALANCA DE TRANSFORMACIÓN

El organismo ve los fondos europeos como una palanca para transformar el modelo productivo español y mejorar la calidad del empleo. En este sentido, Costas ha defendido que el Plan de Recuperación representa la cuarta oleada de modernización y transformación económica en España en el último siglo y medio tras la reforma liberal de 1868, el plan de estabilización y liberalización de 1959-60 y la entrada en la Comunidad Económica Europea (CEE) en 1986.

El presidente del CES ha afirmado que 2023 será el año clave para el despliegue de fondos a través de los Perte y considera que el dinero europeo y el Plan de Recuperación permitirán a España marcar el rumbo de la transformación y alinear a todos los actores en una estrategia industrial de futuro.

En su Memoria de 2021, el organismo avisa de que la economía española se enfrenta a dos corrientes inversas: por un lado, una recuperación tras la pandemia gracias a la liberación del ahorro, el rebote del turismo y los frutos del diálogo social, y por otro, un repunte de la inflación por el intenso encarecimiento de la energía y las disrupciones en las cadenas globales de suministro.

EL VALOR DEL DIÁLOGO SOCIAL

La Memoria del CES, que en los próximos días se elevará al Gobierno y se presentará al Congreso y al Senado, es una radiografía consensuada entre empresarios, sindicatos y sociedad civil sobre la situación actual de la economía y el empleo en España.

El organismo ha destacado que los 14 pactos sociales alcanzados en los últimos años, entre ellos la reforma laboral, contribuyen a afrontar los retos socioeconómicos y laborales, a fomentar la productividad y el crecimiento, y a reducir las desigualdades.

En concreto, la Memoria resalta que la recuperación del mercado laboral tras la pandemia se ha afianzado en 2022 con un aumento de los contratos indefinidos y una reducción de la temporalidad, aunque el CES considera que todavía es pronto para valorar la efectividad de la reforma laboral.

De cara al futuro, Costas defiende el diálogo social bipartito y tripartito para impulsar la recuperación y para acordar medidas de reparto del coste de la crisis ante las consecuencias de la guerra en Ucrania y de las tensiones inflacionistas que genera desde el lado de la oferta.

Pese al esfuerzo realizado por las administraciones con medidas extraordinarias de apoyo a la economía y al empleo como los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE), el CES recuerda que un 20,9% de los hogares españoles estaban en situación de exclusión social en 2021, frente al 16% en 2018.

En este sentido, la Memoria alerta del riesgo de pobreza energética, acrecentada en los hogares de menor renta, y agravado en el contexto de aumento de los precios de la energía.

El CES afirma que la reactivación económica, la protección social y las políticas de inclusión constituyen pilares fundamentales para la recuperación, por lo que aboga por aumentar la inversión en protección social y de ampliar su alcance redistributivo.

Así, Costas ha asegurado que los desafíos de la desigualdad, la pobreza y la cohesión social y territorial, además de exigir programas de protección social redistributiva, “sólo se podrán afrontar con la creación de buenos empleos, para más personas y en más lugares”.

En esta línea, el presidente del CES ha remarcado que “los buenos empleos los crean las buenas empresas”, por lo que ha instado a que los fondos europeos persigan mejorar la productividad de pymes y autónomos y aumentar el número de compañías competitivas.

Para Costas, aunque se esté viviendo “una concatenación de calamidades”, con la pandemia y la guerra, se está consiguiendo mantener “un nivel razonable de crecimiento” gracias a la respuesta positiva de la UE con la suspensión de las reglas fiscales, el programa de vacunación y la creación de los fondos NextGeneration.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.