El Congreso aprueba la reforma del impuesto de gases fluorados entre críticas al PSOE por colarla en otra ley

PP, Vox y Cs achacan a los socialistas una “artimaña perversa” por incluir esta modificación exprés en una norma sobre transparencia

MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

El Congreso ha aprobado este miércoles la reforma del Impuesto sobre los Gases Fluorados de Efecto Invernadero (IGFEI), entre críticas de la oposición al PSOE por colar la misma como enmienda a otra proposición de ley completamente ajena al ámbito ambiental o tributario.

Y es que esta reforma fue incluida en la ponencia de una proposición de ley del PSOE para modificar la Ley de Transparencia y obligar a las administraciones públicas a publicar información estadística sobre la participación de pymes en la contratación pública.

- Publicidad-

La proposición de ley ha sido aprobada y enviada al Senado por la Comisión de Industria, Comercio y Turismo, con los votos del PSOE, Unidas Podemos, Esquerra Republicana y el PNV, mientras que el PP, Vox y Ciudadanos han votado en contra, en protesta por lo que consideran una “artimaña” del principal grupo del Gobierno.

“UNA FÓRMULA ABSOLUTAMENTE PERVERSA”

“Es una fórmula absolutamente perversa de actuar y va en contra los principios mínimos de calidad democrática y transparencia”, ha clamado el ‘popular’ Jesús Postigo, mientras su compañero Víctor Píriz cree que reformar este impuesto sin ningún debate público supone una práctica “abusiva”.

“Esto es una vergüenza. Es una falta al más mínimo respeto institucional, a la labor legislativa, al resto de grupos, a los sectores afectados a los que se les hurta del debate y a las pymes”, ha abundado María Muñoz, de Cs, calificando de “artimaña” la ‘jugada’ del PSOE.

CUMPLIR PLAZOS CON LA UE

Emilio del Valle, diputado de Vox, ha recordado que la reforma de este impuesto ya se llegó a aprobar como anteproyecto, y ha lamentado que, en lugar de remitirse a las Cortes, se haya aprobado con este “subterfugio”, algo que considera “una auténtica aberración jurídica y una muy mala técnica legislativa”

Por el PSOE, Cristina López ha rechazado que se haya producido “ninguna falta de respeto” –“Se ha trabajado en ponencia y se ha aprobado por mayoría”– y ha justificado esta práctica en “dar cumplimiento” a los plazos del Plan de Recuperación con las instituciones europeas: “El motivo no es otro que abreviar en lo posible esta reforma y cumplir con nuestros compromisos”, ha excusado.

APOYADA POR PODEMOS Y PNV; VOX SE ABSTUVO Y PP VOTÓ EN CONTRA

Esta reforma, planteada por el PSOE, se incluyó en el texto de la citada ley en fase de ponencia (a puerta cerrada) con el apoyo de Unidas Podemos y el PNV, los votos en contra del PP y Foro Asturias y la abstención de Vox.

Este impuesto grava los gases fluorados, utilizados en equipos de refrigeración y altamente contaminantes. Esta familia de gases –los hidrofluorocarburos (HFC), perfluorocarburos (PFC) y el hexafluoruro de azufre (SF6)– tienen un elevado potencial de calentamiento atmosférico y se crean artificialmente para procesos de refrigeración y climatización principalmente, pero también para la extinción de incendios, aerosoles y espumas de aislamiento térmico y eléctrico.

CAMBIOS EN EL TIPO, EL HECHO IMPONIBLE Y QUÉ SE GRAVA

Supone una rebaja de tipos, que pasarían del 2% al 1,5% a aplicar al potencial de calentamiento atmosférico (PCA) que corresponda cada gas, con un máximo de 100 euros por kilo. En todo caso, la propuesta del PSOE es aplicar ese máximo de 100 euros por kilo cuando no se conozca su PCA, salvo prueba contraria.

Otro de los cambios afecta al hecho imponible, ya que deja de gravar la venta o entrega de los gases al consumidor final, pasando a gravar directamente la fabricación, importación, adquisición intracomunitaria o la tenencia irregular de gases fluorados.

Esta reforma completa la regulación sobre la base imponible, que se limitaba al peso de los gases, para catalogar la base imponible de aparatos, productos o equipos que contengan gases pero no haya datos necesarios para determinar la base imponible.

EXENCIONES EN TRANSPORTE Y EL USO MILITAR

Entre las exenciones planteadas al impuesto está su uso como materia prima para su completa transformación química y para su destrucción, su utilización en equipos militares o a incorporar en buques o aeronaves de navegación marítima o aérea internacional (excluida la privada de recreo).

Finalmente, de cara a la adaptación de los sectores afectados por las nuevas exigencias, hasta el 31 de diciembre de 2023 quedará exenta la fabricación, importación o adquisición intracomunitaria de hexafluoruro de azufre destinado a la fabricación de productos eléctricos, y un año más, hasta el 31 de diciembre de 2024, la fabricación, importación o adquisición intracomunitaria de los gases que se destinen a inhaladores dosificadores para el suministro de ingredientes farmacéuticos.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.