Fedepesca, preocupada por el alza de los precios de los productos pesqueros por la subida de luz y carburantes

Alertan de que subirán los precios al consumidor final

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

Los miembros de la Federación Nacional de Asociaciones de Empresarios Detallistas de Pescados y Productos Congelados (Fedepesca) han mostrado su “enorme preocupación” por la subida de precios que se está experimentando en el producto cuando se abastecen, derivada del traslado de los diferentes agentes de la cadena del incremento de sus costes de producción, especialmente la energía eléctrica y los carburantes a los precios del pescado y el marisco, según han informado en un comunicado.

En concreto, destacan la subida de precios de determinadas especies de la pesca entre el 30% y el 50%, la incidencia de hasta un 50% de incremento en la factura de la luz, ya que en estos negocios es fundamental la existencia de cámaras y otros equipamientos profesionales, y el aumento del precio de los carburantes de hasta el 25%.

Además, el sector ha precisado que a todo ello habrá que sumar el incremento de los costes salariales derivados de la subida prevista del salario mínimo interprofesional (SMI) a finales de este año y de la actualización de los convenios propios, que en el caso de la Comunidad de Madrid supone para el grueso de los trabajadores casi un 11% de subida desde septiembre de este año y un 2,5% para el próximo año.

Además, han recordado el coste cada vez mayor derivado de incluir las medidas de protección necesarias para evitar la propagación de la pandemia, así como de las cada vez mayores cargas administrativas que ahogan a las pequeñas empresas.

De esta forma, las pescaderías han advertido de que se tendrá que producir una subida de precios al consumidor final, ya que siempre los pequeños comerciantes intentan amortiguar a costa de su margen, pero que será necesaria para no comprometer la viabilidad de estas pequeñas empresas.

CAÍDA MUY CONSIDERABLE DEL CONSUMO DE PESCADO

Fedepesca ha alertado también de que las ventas de productos pesqueros desde junio han descendido “muy considerablemente”, cayendo el consumo en hogares, derivado de las ganas de los españoles de viajar y de consumir alimentos fuera de casa después de tantos meses de restricciones severas a la movilidad.

Analizando los datos del Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación para junio de 2021, se observa una caída del consumo en hogares para los productos pesqueros respecto al mismo mes del año anterior del 13,75%. En julio, según la misma fuente, vuelve a caer el consumo por parte de los hogares un 9,7%.

De esta forma, lamenta que baja el consumo de los productos pesqueros en hogares acercándose a la cifras del último año precovid, el consumo en julio de 2019 fue de 84.193 miles de kilos y en julio del 2021 de 84.478,9 a pesar de no haberse alcanzado la normalidad total, estando ya casi al nivel de 2019.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.