La Audiencia Nacional absuelve a todos los encausados en el caso Banco de Valencia

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

La Audiencia Nacional ha absuelto al exconsejero delegado de Banco Valencia, Domingo Parra, así como a los otro seis encausados, de los delitos de administración desleal y apropiación indebida, así como a Iberfin Capital y a Caser del pago de la responsabilidad civil, mientras que también absuelve a Intercapiresa como responsable a título lucrativo, según la sentencia a la que ha tenido acceso Europa Press.

Parra y al resto de encausados (Francisco de Andrés Sales y Dimas de Andrés Puyol, José Antonio Parra Aznar, José Vicente Giner Ponce, Juan Alfredo Zurita Marqués y Francisco Egea Beneyto) habían sido imputados por el ‘agujero’ de cerca de 10 millones de euros provocado tanto en Banco de Valencia (4,2 millones de euros) como en la extinta Bancaja (5,3 millones de euros) por una subrogación hipotecaria relacionada con una parcela de Barcelona.

Esa finca se ubicaba en Barcelona, en la Plaza de Cataluña con Paseo de Gracia, y la hipoteca procedía de un préstamo anterior concedido por ambas entidades a la sociedad ‘Patrimonial Andybal SL’.

Sin embargo, el fallo, emitido este pasado martes, 21 de febrero, por el presidente del Tribunal Félix Alfonso Guevara Marcos, considera que la actividad de los encausados en relación con las operaciones de riesgo incluidas en el procedimiento y concertadas por el Banco de Valencia y Bancaja con Iberfin Capital “no constituyen acto alguno de administración desleal o apropiación indebida constitutivos de delito ni de cooperación necesaria en ellos”.

Además, la sentencia señala que los hechos declarados probados “no son constitutivos de delito”, una conclusión a la que ha llegado el tribunal “tras la apreciación en conciencia de las pruebas practicadas en el juicio”.

Asimismo, el fallo indica que la conclusión que se desprende de la operación en Barcelona “no supuso ningún perjuicio para las entidades bancarias, Banco de Valencia y Bancaja, sino que fue beneficiosa”, mientras que en otro punto asegura que “la operación salió bien y todos ganaron”.

Cabe señalar que Iberfin, que realizó la operación, era propiedad de la familia De Andrés y estaba participada por Intercapiresa, propiedad de la familia Parra.

Un portavoz de la familia De Andrés ha manifestado que esta sentencia absolutoria “viene a restituir parte del daño reputacional que el fundador de la empresa familiar [Francisco de Andrés Sales] y su hijo [Dimas de Andrés Pujol] han padecido durante los últimos nueve años como consecuencia de las acusaciones realizadas en 2013, ahora demostradas sin fundamento”.

EL FISCAL PEDÍA PENAS DE HASTA TRES AÑOS PARA DOMINGO PARRA

Cabe recordar que la Fiscalía pedía para Domingo Parra dos o alternativamente tres años de prisión e inhabilitación para desempeñar cargo, empleo o profesión en el seno o a cuenta de una entidad bancaria. Para su hijo se solicitaba prisión de cinco meses o alternativamente prisión de un año y seis meses por el delito de apropiación indebida según el artículo 252.

Para Francisco de Andrés se solicitaban diez meses por administración desleal o alternativamente un año y seis meses de prisión por apropiación indebida de acuerdo al artículo 252. Idénticas penas se pedían para su hijo Dimas de Andrés.

Por su parte, para Jose Vicente Giner, Juan Zurita y Francisco Egea se interesan dos años de cárcel por administración desleal o alternativamente tres por apropiación indebida.

Además, el Ministerio Público solicitaba que Domingo Parra, Francisco Egea, José Antonio Parra, Francisco de Andrés y su hijo indemnizaran conjunta y solidariamente al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), la autoridad de resolución ejecutiva, con la suma de 4,2 millones de euros más los intereses devengados desde noviembre de 2010.

Asimismo, la Fiscalía había pedido que Francisco de Andrés, Dimas de Andrés, Juan Alfredo Zurita y José Vicente Ginés indemnizaran a CaixaBank como sucesora de Bankia –y esta a su vez de Bancaja– con 5,3 millones de euros más los intereses devengados desde noviembre de 2010.

Alternativamente, la Fiscalía también aceptaba una indemnización a favor del FROB por la hipoteca concedida por Banco de Valencia aIberfin de 2,8 millones de euros, más los intereses legales devengados desde el día 10 de noviembre de 2010; y una indemnización a CaixaBank de 3,5 millones de euros, más los intereses devengados desde noviembre de 2010.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.