La Comisión Europea revisa sus criterios para permitir ayudas a la banda ancha

El Gobierno negocia la aprobación de ayudas de casi 500 millones al 5G rural

MADRID, 12 (EUROPA PRESS)

La Comisión Europea ha revisado este lunes la normativa de ayudas de estado para las infraestructuras de banda ancha y ha establecido que las redes financiadas con subsidios deben llegar a velocidad de al menos 1 Gbps de descarga y 150 Mbps de subida o triplicar la velocidad existente en zonas no competitivas.

En un comunicado, Bruselas ha introducido un nuevo capítulo de redes móviles que abre la vía a ayudar a los despliegues del 4G y el 5G en zonas en las que se entienda que no se están prestando servicios adecuados y a los que se considere que nunca llegará la inversión privada por sí misma.

- Publicidad-

En su documento, consultado por Europa Press, la Comisión señala que, de cara al futuro, las redes 5G deberán permitir que servicios como la telemedicina o el coche conectado se puedan prestar en prácticamente todo el territorio.

Esto puede abrir una vía para que finalmente desde la capital comunitaria se apruebe el paquete de casi 500 millones de euros en ayudas para el 5G rural que el Gobierno lleva meses negociando en Bruselas.

Estas ayudas están destinadas a los equipos que instalan los operadores en las torres de telecomunicaciones, llamado equipamiento activo, y hasta el momento la Comisión Europa no ha aprobado la posibilidad de que el Gobierno utilice los fondos europeos para financiar parte de este equipo para el despliegue del 5G rural.

Por contra, la Unión Europea sí ha dado su visto bueno a un programa para construir torres de telecomunicaciones dotado de 150 millones de euros que terminó desierto ante la incertidumbre por parte de las ‘torreras’ de que los operadores fueran a instalarse en ellas sin incentivos.

En la misma línea, el Ejecutivo mantiene abierta una convocatoria para subvencionar la fibra a la torre, otra característica necesaria para el 5G rural. A los 374,5 millones de euros dispuestos este año, se unirán otros 75,5 millones de euros en 2023. Ese año, el Ejecutivo tiene previsto convocar 482,1 millones de euros para el equopamiento activo en caso de conseguir la aprobación europea.

EL NUEVO MARCO DE AYUDAS

La nueva guía también simplifica ciertas reglas para solicitar las ayudas, así como fija criterios para establecer el mapeo de cobertura, las consultas públicas o el precio de acceso mayorista.

Además, también se actualizan los criterios para medir el impacto positivo de la ayuda, frente a los efectos negativos en la competición y el comercio con la incorporación de efectos como la contribución a los objetivos de transición verde y digital de la Unión Europea.

“La guía revisada de banda ancha adoptada hoy es un gran paso para una transición digital europea exitosa. Hará más fácil para los Estados Miembros apoyar el despliegue de redes de banda ancha que rindan en áreas insuficientemente conectadas”, ha asegurado la vicepresidenta de la Comisión Europea a cargo de la política de competencia, Margrethe Vestager.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.