La facturación del sector óptico cayó en 318,5 millones de euros en 2020, más de un 18%

MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

El sector óptico cerró 2020 con una caída en su volumen de negocio de 318,5 millones de euros, lo que supone un descenso en la facturación de un 18%, según los datos facilitados por la Federación Española de Asociaciones del Sector Óptico (Fedao).

Tal y como ha explicado la portavoz de Fedao, Elisenda Hernández, cada óptica perdió durante 2020, de media, 33.600 euros durante el año. Esta caída se debe, en gran medida, al hecho de haber estado cerca de 100 días cerrados, sin clientela y con la obligación de atender únicamente servicios de primera necesidad y urgencias.

Por productos, el que sufrió una mayor descenso fueron las gafas de sol, que al no ser considerado producto de primera necesidad y las restricciones a la movilidad vividas durante el año, sufrió una caída de sus ventas de más de un 45%, con una pérdida de más de 100 millones de euros. Además, desde Fedao han señalado que hay que tener en cuenta que el sector óptico únicamente vende el 16,9% de las gafas de sol de España y el ‘top manta’ es el encargado del 30% de las ventas.

También decrecen las ventas de las lentes oftálmicas (-12,59 %, con un descenso en el número de ventas de 1,7 millones de lentes y 114 millones de euros de pérdidas), las de monturas para gafas (-16,81%, 700.000 unidades de caída y un descenso en el beneficio de 60 millones de euros), las de las lentes de contacto (-17% y una caída en la venta de 1,2 millones de unidades respecto a 2019), las de los productos para el cuidado de las lentes de contacto (-20,24%) y las de servicios ópticos (-11,44%)

Respecto a los precios medios de estos productos, bajan los precios de las monturas (1,6%, situándose en los 73,62 euros) y suben los de las gafas de sol (3%, ascendiendo el precio medio a los 62,66 euros), las lentes oftálmicas (un 3,3%, llegando a los 72,28 euros) y las lentillas (un 0,6%, situándose en 34,53 euros).

Además, también se destaca el auge de las lentes oftálmicas progresivas, que representan algo más de una tercera parte de las unidades de lentes vendidas y son la solución ideal para solucionar la entrada en la presbicia de los conocidos como ‘boomers’. Su precio medio se ha incrementado ligeramente, llegando a los 169,62 euros.

Por otra parte, desde Fedao también han subrayado que las restricciones a la movilidad han incrementado los problemas visuales en España. Aquellos que optaron por corregirlos están eligiendo lentes con filtro UV, filtro azul y tratamientos antirreflejantes para poder sobrellevar mejor su jornada ante pantallas.

MONTAR UNA ÓPTICAm MENOS RENTABLE QUE EN LOS PAÍSES DEL ENTORNO

Desde Fedao han querido evidenciar que el mercado español de productos ópticos es cuatro veces inferior al alemán, tres veces inferior al francés y la mitad que el italiano. Además, los ingresos por óptica en Francia y Alemania son 3,5 veces superiores a los de una óptica española. En Portugal, estos ingresos se multiplican por 2,5 y en Italia son el doble de las ventas de una óptica en España, en promedio.

Por otra parte, el cliente alemán gasta 78,3 euros al año en la óptica, igual que el francés; el portugués gasta 56,4 euros y el español solo 32,5 euros. Esto se debe al hecho de que, en el resto de países, cada óptica atiende a un promedio de 50% más de personas, ya que España es uno de los países con mayor número de establecimientos sanitarios de óptica por habitante. Así, España tenía en 2020 un total de 10.039 ópticas, un 0,24% menos que en año previo, en el que se habían abierto 386 nuevos establecimientos.

MURCIA, LA COMUNIDAD CON MÁS OPTOMETRISTAS POR HABITANTE

Además, el número de colegiados no hace más que aumentar y se llegó a un 2020 con 18.495 profesionales en España, un 2,54 % más que en el año previo, lo que se traduce en 459 nuevos ópticos-optometristas.

Respecto a la distribución de los establecimientos sanitarios de óptica por el territorio de España, Andalucía es líder con el 18,68% de las ópticas, seguida por Madrid (14,47%), Cataluña (13,87%) y Comunidad Valenciana (13,16%). Las comunidades autónomas con menos ópticas son Melilla (0,08%), Ceuta (0,15%), La Rioja (0,60%) y Navarra (0,89%).

Cualquier núcleo de población de más de 15.000 personas tiene un establecimiento sanitario de óptica. Así, cada óptico-optometrista de España atiende, de media, a 2.607 personas y cada óptica a 4.684 personas. Murcia tiene una representatividad mayor de ópticas y de profesionales optometristas, siendo la que menor número de personas atiende por unidad: 1.901 personas por óptico y 3.698 personas por óptica. Por su parte, Melilla es la región en la que el número de profesionales y establecimientos sanitarios de óptica es menor que el promedio, atendiendo cada establecimiento a 10.811 personas y cada profesional a 5.087 personas.

Atendiendo a su estructura organizativa y de compras, los grupos son los que mayor representatividad tienen, siendo el 54,5% del total y gestionando el 47,6%. Le siguen las cadenas y franquicias, que representan el 32,5% del total y un 41,2% de las ventas. Finalmente están las ópticas independientes, que representan el 13% del total y suministran el 11,2% de las ventas.

Por último, desde Fedao han destacado que el segmento de independientes es el que menos ha perdido con la crisis, siendo su decrecimiento del 9,08% en lugar del 22,17% de cadenas (situadas muchas veces en centros comerciales) o del 16,61% de grupos.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

top stories.