La industria del dulce resiste en 2020 y eleva sus ventas un 2% por el incremento del consumo en los hogares

Chicles y caramelos, los más impactados por los cambios de hábitos por el Covid, pero se prevé su recuperación con la vuelta a las oficinas

MADRID, 7 (EUROPA PRESS)

La industria del dulce ha resistido en 2020, año marcado por el coronavirus, con sus ventas creciendo un 2%, cerca de los 6.000 millones de euros, impulsadas por el incremento del consumo en hogares por la pandemia, según los datos ofrecidos por la Asociación Española del Dulce (Produlce).

El secretario general de Produlce, Rubén Moreno, ha explicado que “la estabilidad es una gran noticia para el sector en un ejercicio marcado por la pandemia”, aunque ha advertido de que a pesar del crecimiento de las ventas, determinadas categorías han “sufrido un gran varapalo” como el caso de chicles y caramelos, que se ha desplomado un 26,1% en el mercado interior.

De esta forma, ha indicado que los cierres perimetrales, el teletrabajo y el cambio en el paradigma social-familiar con un mayor consumo en el hogar fueron los factores decisivos para la industria del dulce.

Por categorías, las ventas de cacao y chocolate crecieron un 6,6%, hasta los 1.651,6 millones de euros, mientras que las de caramelos y chicles, la más afectada por la caída del consumo fuera del hogar, se desplomaron un 17,9%, hasta los 861,2 millones de euros.

Por su parte, las ventas de galletas se elevaron un 6,2%, hasta los 1.390,2 millones de euros, mientras que las de pastelería y bollería crecieron un 5,1% (978,5 millones de euros) y la de panificación se dispararon un 10,7%, hasta los 801,2 millones de euros, impulsadas por el incremento del consumo en los hogares.

De su lado, la categoría de turrones y mazapanes perdió un 0,4%, hasta los 290,8 millones de euros, debido sobre todo al fuerte descenso de las exportaciones (-18%), aunque su consumo creció en el mercado español.

CAÍDA DE LAS EXPORTACIONES

Por otro lado, las exportaciones en 2020 cayeron un 4,3%, hasta los 1.335 millones de euros, poniendo fin a “una década prodigiosa en la que aumentaron un 50%” en los últimos diez años. “Lo valoramos como algo conyuntural y esperamos recuperar en 2021”, ha indicado Moreno, que ha recordado que uno de cada tres kilos producidos en España se vende en el extranjero.

Europa se mantiene como el principal destino de las exportaciones de la industria del dulce, siendo Francia (230 millones de euros) y Portugal (189 millones de euros) los principales destinos, seguidos deEstados Unidos que, se ‘cuela’ por primera vez en el ‘Top 3’, suponiendo ya casi 140 millones de euros y a pesar de las “relaciones convulsas” con la Administración de Donald Trump.

En el plano laboral, la industria del dulce se ha mantenido estable, con lo que continúa por encima de los 24.000 empleos directos, un dato de especial relevancia social ya que ocho de cada 10 empresas están localizadas en pequeños núcleos urbanos o rurales y el 46% de sus empleados son mujeres. “Es de destacar el haber mantenido el empleo en un año tan difícil con categorías que lo han pasado francamente mal”, ha reseñado Moreno.

AVISA DEL INCREMENTO DE COSTES Y PREVÉ UNA CAMPAÑA NAVIDEÑA POSITIVA

Por otro lado, el sector del dulce ha advertido del incremento de costes como la electridad y de las materias primas que está sufriendo, por lo que ha solicitado a las Administraciones que con cualquier medida a adoptar se haga “con mucho cálculo”, porque esta industria “vive un momento complicado”.

Moreno ha recordado que los “mercados internacionales están muy tensionados y las materias primas viven un alza imparable”. “Todo esto está generando tensiones enormes, el sector el año pasado ya actuó con responsabilidad, dejando en segundo plano los márgenes, pero ahora viviemos otro momento de tensión”, ha señalado.

Sin embargo, se ha mostrado optimista de cara a los resultados que está registrando la industria del dulce en este 2021 con todas las categorías “creciendo fuerte” incluso las que han caído perciben ya una “recuperación palpable” con la recuperación del canal impulso, pero ha precisado que categorías como la de chicles y caramelos no alcanzarán los datos de facturación de 2019, ya que están muy vinculados al ir a la oficina, por lo que confía en su recuperación con el regreso a los trabajos.

Por último, Moreno ha reconocido que la campaña de Navidad es “vital” para la categoría de turrones y mazapanes. “Visto los resultados de 2020 y el momento en el que vivimos, las perspectivas son positivas y esperamos crecer a un ritmo de un 4% en esta campaña”, ha precisado.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.