La Inspección de Trabajo española y francesa actúan juntas en la lucha europea contra el fraude

La operación en Valencia, coordinada por la Autoridad Laboral Europea, se enmarca en la lucha contra el fraude y el control transfronterizo

VALÈNCIA, 10 (EUROPA PRESS)

La directora de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, Carmen Collado, y el responsable de movilidad de la Autoridad Laboral Europea (ELA), Robertas Lukasevicius, han presentado este miércoles en Valencia la actuación conjunta que se ha llevado a cabo con la inspección francesa en el marco de la lucha europea contra el fraude.

Una inspección llevada a cabo de manera conjunta por miembros de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social española y por efectivos de los dos organismos encargados de estas materias en Francia, que está analizando las condiciones laborales de trabajadores desplazados a este país desde la provincia de Valencia.

En concreto, se está estudiando la situación de 30 trabajadores trasladados a Francia por una Empresa de Trabajo Temporal (ETT) ubicada en la provincia de Valencia con el objetivo de conocer las labores que desempeñan, las condiciones en las que las realizan, los lugares que se les han facilitado para vivir y si se cumple la legislación española, francesa y europea vigente en esta materia.

En la presentación han participado también Bruno Gregoire, responsable de Relaciones Institucionales del Fondo Nacional de Seguridad Social de Francia; Yvan Redureau, de la Inspección de Trabajo francesa, y la directora adjunta de la Inspección de Trabajo en Valencia, Isabel Rojo.

Esta actuación conjunta ha sido coordinada por la Autoridad Laboral Europea en el marco de la lucha contra el fraude laboral y el control transfronterizo de trabajadores y forma parte de la campaña ‘Derechos para todas las estaciones’ en favor de personas desplazadas entre distintos países de la UE para trabajar en la agricultura como temporeros.

Además de la operación realizada entre Francia y España en el ámbito agrícola, se han desarrollado otras experiencias en sectores como la obra pública o el transporte, ha resaltado Collado, que ha hablado de la colaboración entre países como Francia e Italia, Italia y Rumanía, o Bélgica y Países Bajos.

Durante el desarrollo de la inspección que se ha dado a conocer esta jornada entre España y Francia, dos inspectoras españolas de la Inspección de Trabajo de Valencia, junto a efectivos de la inspección francesa de Trabajo y Seguridad Social y con la asistencia de la ALE, han visitado el centro de trabajo en el que prestan servicio trabajadores desplazados desde España –a través de una ETT ubicada en la provincia de Valencia–, ha agregado la directora general.

Isabel Rojo ha precisado que tras mantener “reuniones previas de preparación” para esta actuación conjunta, se visitaron varios centros de trabajo y se hicieron preguntas a los empleados desplazados para “saber las condiciones en las que prestaban servicio”, además de visitar también “los alojamientos que la ETT les había facilitado”.

“Eso permite conocer más allá de la inspección ordinaria a la empresa que se hace en España”, con “papeles y documentos”, ha afirmado Rojo, que ha subrayado que la empresa debe respetar “el derecho al trabajo francés” y ha indicado que eso “puede tener repercusión en España” si no se cumple las normas vigentes.

Asimismo, ha explicado que estas personas trabajaban en la agricultura, en la recolección de berenjenas, tomates y otros productos –ha apuntado que no era recogida de uva– y ha manifestado que ayer se visitó en Valencia la empresa de trabajo temporal de la que dependen esos empleados.

“EL ORIGEN PUEDE SER VARIADO”

“Esta intervención favorece que la movilidad de las personas trabajadoras europeas se realice de forma justa, equitativa y acorde con la legislación y los convenios colectivos vigentes en los Estados miembros”, ha asegurado Carmen Collado. Ha explicado que estas inspecciones conjuntas pueden arrancar por varios canales, como a instancias de un país miembros o a iniciativa de la misma ALE.

“El origen puede ser variado”, ha dicho, tras lo que ha declarado que en este caso “la solicitud parte del estado francés”, que conocía el desplazamiento de trabajadores –ha señalado que la mayoría pertenecía “a terceros países” aunque con “residencia y permiso de trabajo españoles”– desde España.

Yvan Redureau ha añadido que se eligió la empresa en la que estaban estos trabajadores desplazados desde Valencia porque ya había tenido otras inspecciones se daba un “marco bueno para poner en marcha una operación de este tipo”.

La actuación sigue abierta, como ha explicado en la presentación, por lo que no han facilitado datos sobre posibles infracciones o incumplimientos de la normativa o de las condiciones de trabajo.

“COMPETENCIA JUSTA”

La Autoridad Laboral Europea, que inició su actividad en octubre de 2019, tiene como objetivo contribuir a una aplicación “coherente y eficaz” de la legislación europea respecto a movilidad laboral y coordinación de sistemas de Seguridad Social. Para ello, observa si se cumplen las condiciones exigidas por las Directivas de la UE para realizar desplazamientos, los convenios laborales y la coordinación de sistemas de Seguridad Social.

Esta entidad presta apoyo logístico, estratégico y técnicoen este tipo de operativos, que se desarrollan previo acuerdo entre los estados que participan en ellos y respetando el marco jurídico vigente. Además de velar por los derechos de los trabajadores desplazados, procura “una competencia justa entre las empresas”.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.