Piden al TS que unifique la doctrina sobre el SMI en los centros especiales de empleo

Aecemco traslada “apoyo y solidaridad” a Amica tras la sentencia del TSJC y cree que “no ha actuado con mala fe ni con negligencia”

SANTANDER, 11 (EUROPA PRESS)

La Asociación Empresarial de Centros Especiales de Empleo reclama al Tribunal Supremo que unifique doctrina sobre cómo interpretar la aplicación del Salario Mínimo Interprofesional.

Así se lo ha solicitado Aecemco al TS ante sentencias “contradictorias” de diferentes tribunales que “impiden saber cómo proceder a las entidades que se rigen por convenios colectivos” con sueldos base inferiores al SMI.

La agrupación se refiere, en un comunicado, al fallo del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria que ha condenado a la empresa Soemca -encargada de un centro especial de empleo y perteneciente al Grupo Amica- por retirar los pluses salariales de los trabajadores para “absorber” la subida del SMI.

Esta resolución del TSJC acaba de adquirir firmeza, después de declararse desierto el recurso de casación anunciado ante el Supremo precisamente para la unificación de doctrina.

La Sala de lo Social del alto tribunal cántabro consideró que la revisión anual del SMI no puede afectar a la estructura ni a la cuantía de los salarios profesionales que viniesen percibiendo los trabajadores.

Así, condenó a Amica por adoptar, según Aecemco, “la interpretación más usual realizada hasta la fecha por todos los centros especiales de empleo y la empresa ordinaria”.

En este sentido, indica que hasta ahora tribunales como la Audiencia Nacional o el Superior de Justicia de Cataluña habían respaldado la absorción de complementos salariales para alcanzar esa cantidad cada año para toda la plantilla.

Ante la sentencia del TSJ cántabro, Aecemco traslada su “total solidaridad” a Amica por el “delicado momento que está pasando” tras la condena y reconoce también el “esfuerzo” que realiza por generar y mantener empleo y la labor que desempeña desde su creación en 1983.

NI MALA FE NI NEGLIGENCIA

Así, la asociación está “totalmente segura de que Amica no ha actuado nunca ni con mala fe ni con la menor negligencia”, sino que “se ha limitado a aplicar la jurisprudencia con la que los distintos tribunales venían interpretando la aplicación del decreto de SMI” que el Gobierno de España publica anualmente.

“Pocas organizaciones pueden, como Amica, presumir de su trayectoria en la defensa de los derechos de las personas con discapacidad, de la calidad de los servicios que presta, de ser pionera en la defensa de la autonomía personal de este grupo social, de su capacidad de decisión y de generar empleo para las personas más vulnerables”, subraya Aecemco.

Así, además de reclamar la unificación de doctrina por parte del Tribunal Supremo, las empresas del sector transmiten “ánimo y apoyo” a la entidad cántabra y aprovechan para reconocer a todos los Centros Especiales de Empleo de Iniciativa Social (CEEIS) del país la labor diaria que realizan.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.