S&P eleva a positiva su perspectiva sobre Vodafone tras la entrada de GIP y KKR en su negocio de torres

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

Standard & Poor’s (S&P) ha elevado a positiva su perspectiva sobre la evolución del grado de inversión de Vodafone, que actualmente es ‘BBB’ (grado de inversión), tras la creación de una ‘joint venture’ con KKR y GIP para la exclusión de bolsa de su negocio de torres Vantage y su gestión posterior.

Esta revisión abre la puerta a que el ‘rating’ del operador sea mejorado en los próximos 24 meses siempre y cuando la firma mantenga su deuda ajustada por debajo de las tres veces su beneficio bruto de explotación (Ebitda) y el flujo libre de caja operativo excluyendo espectro se sitúe por encima del 12%, según ha informado la agencia.

La entidad ha estimado que Vodafone terminará recibiendo 5.800 millones de euros de sus nuevos socios, que controlarán al 50% la ‘joint venture’ con el operador. La empresa de telecomunicaciones prevé recibir entre 3.200 millones de euros y 7.100 millones de euros en función de la cantidad de accionistas minoritarios que vendan acciones de Vantage Towers en la oferta pública de adquisición (OPA) que lanzará la empresa conjunta a 32 euros por título.

- Publicidad-

En caso de cumplirse las estimaciones de S&P, Vodafone podría reducir su deuda a entre 2,6 y 2,7 veces su Ebitda en el año fiscal 2024 y 2025 frente al 2,9 veces su Ebitda del ejercicio fiscal actual (2022-2023).

La agencia también ha apuntado que la posición competitiva de Vodafone no se verá perjudicada directamente por no poseer completamente sus torres, sino que tiene más peso para su negocio móvil la posición del espectro y el equipamiento activo.

“Consideramos que el riesgo de Vodafone a perder acceso a localizaciones de torre importantes o aumentos de precios no previstos en el medio plazo es limitado, ya que permanecerá como principal cliente de Vantage y mantienen un acuerdo de accionistas que mayormente no será alterado”, ha subrayado.

S&P ha estimado que el Ebitda ajustado de Vodafone podrá caer entre un 2% y un 3% por la desconsolidación y sus márgenes rebajarse ligeramente hasta el 43%, en línea con la industria.

Asimismo, el análisis también advierte de que, si Vodafone se deshace de su infraestructura fija (redes de fibra y cable) para volver a un modelo centrado en el móvil y acuerdos mayoristas, la posición de la firma podría verse comprometida con sus rivales europeos.

Además, S&P ha apuntado que, en caso de que Vodafone acometa compras fuertemente apalancadas, también podría revisarse este alza de perspectiva al no cumplir con los límites de deuda sobre Ebitda que prevé la entidad.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.