Trabajo “apurará hasta el máximo” la mesa de diálogo para lograr el respaldo de la reforma laboral

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

El secretario de Estado de Empleo y Economía Social, Joaquín Pérez Rey, ha asegurado este jueves que el Gobierno “apurará hasta el máximo” las negociaciones de la mesa de diálogo social sobre la reforma laboral para lograr “un respaldo nítido del acuerdo”.

El Gobierno debe presentar la futura normativa a Bruselas antes del 31 de diciembre, como parte del compromiso adquirido para la recepción de los fondos europeos.

“Tenemos que mandar al Boletín Oficial del Estado (BOE) una alteración de nuestro marco laboral en plazo y forma, y así vamos a hacer (…). El compromiso del Gobierno es inequívoco, ineludible y va a ser satisfecho en los plazos previstos”, ha asegurado Pérez Rey durante su comparecencia en la Comisión del Senado.

La mesa de diálogo social, integrada por el Ejecutivo, los sindicatos y la patronal, se reunió este miércoles y terminó con el rechazo de los agentes sociales a la propuesta del Gobierno sobre el ‘Mecanismo RED de Flexibilidad y Estabilización del Empleo’, sustituto de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE).

A partir de la próxima semana, la mesa se reunirá dos veces, previsiblemente los miércoles y los viernes, como ha recordado en su intervención el secretario de Estado de Empleo.

Pérez Rey ha pedido a los grupos parlamentarios que confíen en el resultado del diálogo social, “que ha dado lugar a resultados prósperos y acuerdos” durante los meses de pandemia, y también les ha solicitado su “activa colaboración” en el que será “el cambio más fundamental y decisivo para las relaciones laborales” en España.

Pérez Rey ha vuelto a insistir en que en el Ministerio de Trabajo están “firmemente convencidos” de que se firmará el acuerdo sobre la reforma laboral y ha defendido el diálogo social, aunque sus resultados no siempre sean los esperados.

“Unas veces fructifica y otras deja su impronta en unas normas que se han elaborado con una previa fase de diálogo social”, ha apuntado.

La futura reforma laboral pretende combatir el desempleo y la temporalidad que aquejan el mercado de trabajo español para lograr equipararlo con la situación del resto de Europa. También busca “generalizar el contrato indefinido” con un “mecanismo de sanciones eficaz” que actúe contra las empresas que fomenten los contratos temporales.

“No se trata de innovar en el vacío. Se trata de algo más modesto, ser parecidos a nuestros vecinos, que no lo somos ni en desempleo y ni en precariedad”, ha apuntado.

Además, la reforma laboral pretende recuperar el valor de la negociación colectiva y la flexibilidad interna ligada al aprendizaje de los trabajadores mientras se encuentren en suspensión o en jornada reducida, como ha añadido el secretario de Estado.

MARCAR EL RUMBO DE LAS RELACIONES LABORALES

Pérez Rey ha defendido durante su comparecencia el resultado de la aplicación de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) durante la pandemia. La última prórroga de este instrumento se prolongará hasta el 28 de febrero de 2022.

“El Ministerio ha logrado trasladar la posibilidad, la idea, el acierto, de que, no siempre por la vía de la extinción de contratos, es posible llevar a cabo instrumentos alternativos al despido”, ha expuesto.

Tras esa prolongación de los ERTE, Pérez Rey considera que hay que pasar a unos “ERTE de nueva generación”, vinculados a la formación para el empleo y la recualificación de las plantillas. “Marca el rumbo y el futuro de nuestro sistema de relaciones laborales”, ha dicho.

También ha aprovechado su intervención para felicitar la gestión del Gobierno en materia laboral durante la pandemia, que se refleja en “cifras bastante demostrativas”, entre las que ha citado la bajada del paro y los datos de afiliación a la Seguridad Social en octubre, ambos “históricos”.

Aún así, no es momento de “dormirse en los laureles”, ya que todavía quedan “más de tres millones de personas desempleadas y un problema con el desempleo juvenil y con las brechas de género”.

Entre las tareas pendientes para los próximos meses, también ha citado la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), hasta elevarlo al 60% del sueldo medio español para 2023. “Seguiremos en esa senda que nos debe llevar a uniformarnos con Europa y cumplir con nuestros compromisos internacionales”, ha agregado.

Pérez Rey ha añadido que una parte de los fondos europeos se destinarán a la transformación tecnológica y la digitalización de un “órgano infradotado” como el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE).

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.