Basf acelera su salida de dos plantas en Xinjiang por denuncias de espionaje contra trabajadores uigures

MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

El grupo químico alemán Basf ha anunciado este viernes que acelerará su desinversión en dos ‘joint-ventures’ en China después de que hayan aflorado denuncias sobre posibles violaciones de los derechos humanos en dichas plantas, sitas en la región occidental de Xinjiang, hogar de los minoría uigur, de confesión musulmana.

Según ha comunicado la propia empresa, las instalaciones afectadas son las fábricas de Markor y Markor Meiou, ambas en la ciudad de Korla, y, aunque ni las auditorías internas y externas han hallado pruebas de ninguna vulneración de los derechos humanos, tanto el ‘Der Spiegel’ como la televisión pública alemana ‘ZDF’ han denunciado que las socias de Basf espiaron a sus trabajadores de origen uigur.

“Los informes publicados recientemente relacionados con el socio de la empresa conjunta contienen graves acusaciones que indican actividades incompatibles con los valores de Basf”, ha asegurado la firma.

- Publicidad-

“En consecuencia, Basf acelerará el proceso en curso [iniciado el último trimestre] para desprenderse de sus acciones en las dos empresas conjuntas de Korla, sujeto a las negociaciones y a las aprobaciones necesarias de las autoridades pertinentes”, ha añadido.

No obstante, la química germana ha subrayado que las informaciones publicadas no indican que ninguno de los empleados de las ‘joint-ventures’ hayan estado involucrados en estos abusos.

En cualquier caso, la presencia de Basf en China continuará “sin cambios”, dado que ha reafirmado su compromiso con las actuales operaciones en marcha, así como las inversiones pendientes de ejecución en el país.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.