El Gobierno asegura que la ampliación de Barajas no incrementará ruidos ni emisiones contaminantes

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

El Gobierno ha asegurado que la ampliación del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas no incrementará ni los ruidos ni las emisiones atmosféricas y de gases de efecto invernadero a lo ya contemplado y aprobado en la Declaración de Impacto Ambiental vigente.

A través de una respuesta parlamentaria, recogida por Europa Press, el Ejecutivo de coalición señala que el análisis del proyecto de ampliación del aeropuerto se ha realizado teniendo en consideración criterios de eficiencia en los procesos, y de sostenibilidad económica y ambiental.

De este modo, dice el Gobierno, las actuaciones planificadas por Aena a este respecto mantienen “el compromiso con la innovación como garantía de competitividad y, principalmente, con un crecimiento sostenible medioambientalmente”. Sobre todo porque no se contemplan actuaciones para aumentar la capacidad del campo de vuelo, manteniéndose así los límites actuales aprobados.

- Publicidad-

NO SE AUMENTARÁ LA CAPACIDAD DEL CAMPO DE VUELO

“Por lo tanto, no se prevén incrementos de ruido, emisiones atmosféricas y emisiones GEI superiores a lo ya contemplado y aprobado en la Declaración de Impacto Ambiental vigente”, defiende la respuesta parlamentaria registrada ante una pregunta de la diputada de Podemos integrada en el Grupo Mixto, Martina Velarde.

De hecho, el Gobierno se compromete a promover un proceso de diálogo con los agentes del sector aéreo para explorar la viabilidad de medidas que permitan reducir las emisiones del modo aéreo dentro de todas las posibilidades que permite la normativa comunitaria.

De todos modos, el Ejecutivo apunta que durante la tramitación de las obras, los diferentes proyectos serán sometidos a las pertinentes evaluaciones ambientales, tal y como establece la normativa vigente, que determinará las implicaciones medioambientales.

LOS ECOLOGISTAS Y SUMAR SÍ VEN IMPACTO NEGATIVO

Pero diferentes organizaciones ecologistas madrileñas no opinan lo mismo que el Ministerio de Transportes y Movilidad Sostenible, pues sí creen que la ampliación de la infraestructura tendrá un impacto negativo en espacios naturales y diversas poblaciones de su entorno.

La Asociación para la Recuperación del Bosque Autóctono, Asociación Ecologista del Jarama El Soto o Ecologistas en Acción de la Comunidad de Madrid, entre otros, consideran que la obra podría suponer un incremento de entre un 20% y un 34% en las emisiones de dióxido de carbono (CO2) producidas por la actividad del aeropuerto con respecto a 2019.

A las advertencias de los ecologistas se suman las críticas del socio minoritario del Gobierno, Sumar, que no aprueba la operación por tener un efecto nocivo en términos medioambientales.

noticias relacionadas.