Abante espera doblar su patrimonio en los próximos cinco años y superar los 20.000 millones

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El presidente de Abante, Santiago Satrústegui, ha señalado este miércoles que el objetivo de la entidad para el próximo lustro consiste en doblar el patrimonio asesorado y gestionado, lo que implicaría superar la cota de los 20.000 millones de euros.

En el marco del IV Observatorio de las Finanzas organizado por ‘El Español’ y su portal ‘Invertia’, Satrústegui ha puntualizado que “doblar en cinco años es un 14,5% de crecimiento” y ha señalado que Mapfre, entidad con la que llevan asociados desde 2019, es “el mejor socio posible” y que les ha permitido crecer en forma de adquisiciones con la incorporación al grupo de C2 Asesores, 360ºCorA, Dux Inversores y Welzia.

Con todo, ha valorado que “el límite nos lo da la capacidad que tengamos de seguir convenciendo a más clientes que nuestra propuesta de valor es buena”.

- Publicidad-

En un repaso a la trayectoria de la firma, Satrústegui ha opinado que su planteamiento original a principios de siglo está empezando a ser más demandado por clientes y, “por qué no decirlo”, ha agregado, está siendo “copiado por competidores que quieren ocupar ese espacio”.

“Nosotros simplemente lo que empezamos a hacer fue entender que nuestro cliente es la persona y no su dinero”, ha aducido sobre el trabajo que realizan en Abante para reivindicar que sus clientes “agradecen mucho que lo hagamos desde esa perspectiva más patrimonialista, y no desde una perspectiva más transaccional”.

De su lado, ha remarcado el crecimiento en el segmento de activos de capital riesgo (‘private eqity’), en tanto que desde la entidad cuentan ahora con 1.500 millones de euros de sus inversores.

En lo referente a ser una entidad española e independiente, Satrústegui ha defendido como ventaja frente a sus competidores que los ejecutivos sean los que puedan decidir el futuro del proyecto: “Creo que las problemáticas vienen cuando las propiedades de los proyectos son de empresas globales y muchas veces te puede cambiar la estrategia porque han tomado la decisión en algún sitio, en Nueva York, en Suiza o en Londres”.

“Yo creo que la independencia, entendida como los que los ejecutivos sean los que marquen el devenir y las decisiones fundamentales, para mí me parece clave, me parece fundamental”, ha aseverado.

A propósito del contexto económico, ha comentado que la incertidumbre es la condición fundamental en la que vivimos y que el inversor vive una continuidad desazón “porque no sabe muy bien a qué atenerse”, en tanto que el “gran tema” de fondo son las elecciones estadounidenses del próximo noviembre.

“Antes, probablemente antes de la crisis del 2008, era una incertidumbre limitada al mundo financiero, el sistema parecía más estable; yo creo que ahora la incertidumbre es del propio sistema”, ha remachado el ejecutivo.

Sobre el que haya que poner el foco en las elecciones de Estados Unidos, Satrústegui ha considerado que “no solamente es la capital del imperio”, sino que el mercado americano pondera a casi un 70% de la Bolsa Mundial: “Cuando yo empecé a trabajar era un 40%”.

“Lo que es seguro es que el asesoramiento se necesita en los buenos momentos y en las malos, eso es seguro”, ha advertido.

noticias relacionadas.