Ebury anticipa una próxima semana “movida” en los mercados de divisas por bancos centrales

MADRID, 15 (EUROPA PRESS)

Ebury, la ‘fintech’ especializada en pagos internacionales e intercambio de divisas y controlada en su mayoría por el Banco Santander, ha anticipado que la próxima semana será “movida” en los mercados de divisas por la sucesión de reuniones de los bancos centrales, especialmente por la de Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos.

La intervención del director de riesgos de Ebury, Enrique Díaz-Álvarez, en el podcast ‘El Sonido de los Mercados’ ha expuesto que, por orden cronológico, los inversores se centrarán en las reuniones del Banco de Japón (BoJ), Banco de Inglaterra y Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos.

Sobre el contenido de estas reuniones, desde Ebury no esperan “grandes sorpresas” ni de la Reserva Federal ni del Banco de Inglaterra -cuyos tipos de interés se sitúan, respectivamente, en el 5,25-5,5% y el 5,25%-, en tanto que ambos bancos centrales “están bastante cómodos con las expectativas de los mercados, que apuntan a que habrá bajadas de tipos, pero no hasta el verano o quizás un poquito más tarde”.

- Publicidad-

Según los datos del mercado consultados por Europa, el euro acumula un descenso del 1,3% respecto al dólar, a 1,09 dólares, si bien en las últimas semanas ha recuperado terreno respecto al nivel alcanzado a mediados de febrero, cuando cayó por debajo de los 1,07 dólares.

Por otra parte, en Ebury sí apuntan a la posibilidad de que se produzca más volatilidad en torno al Banco de Japón como respuesta a la “previsible decisión” de que, por primera vez, en muchos años empiece a subir tipos o, al menos, anuncien una subida de tipos y abandonen las políticas monetarias ultralaxas que han dominado la escena japonesa en las últimas décadas.

Con el yen japonés en mínimos históricos, es posible que veamos “movimientos muy violentos” la semana que viene en la divisa nipona, ha remachado Díaz Álvarez; ligado a esto, cabe destacar que la debilidad de la moneda nipona ha motivado la entrada de capitales extranjero en el país, lo que se ha traducido en un Nikkei -índice bursátil de referencia en Japón- que ha perforado sus máximos históricos en las últimas semanas.

noticias relacionadas.