La azucarera de Mérida entrará en funcionamiento en primer trimestre de 2024 tras inversión de 500 millones

Generará más de 200 puestos de trabajo directos y más de 1.000 indirectos

MÉRIDA, 16 (EUROPA PRESS)

La planta azucarera de Mérida (Badajoz) iniciará sus obras de construcción el próximo año 2022 y podría entrar en funcionamiento en el primer trimestre de 2024 tras una inversión cercana de 500 millones de euros.

Así se ha puesto de manifiesto tras la firma este viernes de una declaración de intenciones entre el presidente del Ejecutivo autonómico, Guillermo Fernández Vara; la ministra de Industria, Reyes Maroto, y el representante de la entidad Ibérica Sugar Company SLU, Jamal Majid Al-Ghurair.

Esta industria, que tendría una inversión cercana a los 500 millones de euros, generará más de 200 puestos de trabajo directos y más de 1.000 puestos indirectos.

Cabe destacar que la empresa promotora acudirá al Fondo de Apoyo a la Inversión Productiva, que se abrió este pasado jueves y que está dotado en este año con 600 millones de euros.

RECORRER LOS ÚLTIMOS KILÓMETROS

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha reseñado que la firma de la declaración de intenciones sobre este proyecto representa un día “enormemente importante” para Extremadura, ya que significa estar recorriendo ya los “últimos kilómetros de un camino largo”.

Asimismo, Fernández Vara ha recordado que la trayectoria que HA experimentado esta iniciativa, con algunas “dificultades”, ha supuesto aprender que la “constancia permite que los proyectos salgan”, y este es “muy importante” para Extremadura.

También ha incidido Vara que Extremadura está llegando “primero” a nuevos proyectos industriales y ha añadido que para que la iniciativa en concreto de la azucarera haya tenido el “acelerón” en este último año ha sido gracias ala “sensibilidad” del Gobierno nacional.

De igual forma, ha destacado que la apuesta por las nuevas formas de energía que se ha venido haciendo en Extremadura permite que este tipo de proyectos sean viables, ya que los costes energéticos son menores que cuando hace cuatro años se planteó la azucarera.

En esta línea, Vara ha recalcado que se establecerán unas “posibles alianzas” entre empresas que van a permitir que, frente a la industria, se instale una “importante empresa” de generación de energía limpia.

“El Gobierno de España ha tomado una decisión que va a cambiar el futuro de Extremadura y es que ya no se construyen las industrias solo en un sitio con mano de obra de otro sino que aquí vamos a donde más capacidad tengamos de producir escenarios que permitan que las empresas se puedan desarrollar”, ha aseverado, a lo que ha añadido que sin el Fondo de Apoyo a la Inversión Productiva hoy “no estaríamos aquí”.

INTENCIÓN DE QUE LA PLANTA ESTÉ OPERATIVA “LO ANTES POSIBLE”

Por su parte, el representante de la entidad Ibérica Sugar Company SLU, Jamal Majid Al-Ghurair, ha destacado que el de hoy es un día muy importante, ya que se ha alcanzado otro hito más en este proyecto para conseguir que la planta esté operativa “lo antes posible”, ya que la intención es ponerla en marcha en cuanto el Gobierno de España “dé luz verde”. “Si me dieran hoy luz verde, en dos meses empiezan las obras y en año y medio está operativa la planta”, ha añadido.

En este sentido, ha valorado que se haya llegado a una fase en la que tanto el Gobierno nacional como el regional cooperan con la empresa para sacar adelante este proyecto, momento en el que ha agradecido el “liderazgo” de la ministra Reyes Maroto, que ha “sabido entender cuál es la importancia” de esta iniciativa, tanto para Extremadura como para el país.

Jamal Majid Al-Ghurair ha recalcado que una planta azucarera supone, en su opinión, el último momento de todo ciclo agrícola, ya que empieza en la tierra, con los agricultores ensuciándose las manos para llevar a la planta el producto que será procesado y acabado.

En este punto, ha valorado que Extremadura es una región con una “enorme oportunidad” para los agricultores, ya que tiene el agua, el sol y la tierra, unos factores que hacen que la comunidad extremeña sea de los pocos lugares de Europa en los que se pueda desarrollar esta iniciativa de forma viable.

Por ello, ha aseverado que la empresa va a colaborar con los agricultores, que serán sus “verdaderos socios”, para que ellos, junto a las autoridades, completen el ciclo de este proyecto.

Asimismo, ha avanzado que los residuos y subproductos de la planta volverán al agricultor, por lo que se alcanza un ciclo completo en el que participan en todas las fases los agricultores, las administraciones públicas y la planta de transformación, algo que no ocurre siempre.

“Por eso queremos desde ya colaborar con la administración nacional y con la administración extremeña para poder llevar adelante este proyecto, para que las administraciones española y extremeña colaboren con mis directivos e ingenieros. Hemos perdido demasiado tiempo ya, ha llegado el momento de poner las manos a la obra”, ha aseverado.

Finalmente, Jamal Majid Al-Ghurair se ha mostrado convencido de que con la colaboración de Maroto y Vara el proyecto de la azucarera de Mérida saldrá adelante “mucho antes de lo que muchos pensaban”.

SER “PIONEROS” DESDE EXTREMADURA

La ministra de Industria, Reyes Maroto, ha valorado que Extremadura es una región que “se anticipa a los cambios” y ha remarcado la “importante” semana vivida en materia industrial.

Así, se ha aprobado el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia y se ha presentado el primer PERTE para el desarrollo del vehículo eléctrico y conectado, en el que Extremadura también será “protagonista” de esa “revolución industrial”.

“Por primera vez Extremadura es pionera y va a escribir sin duda una historia que hacía falta para reindustrializar, para sentar también las bases de una industria, no solo próspera para esta maravillosa región, sino también sostenible, digital e inclusiva”, ha sostenido.

De igual modo, Maroto ha subrayado el “paso muy importante” que se da con la firma de la declaración de intenciones con la intención de poner las bases para que “muy pronto” se tenga en pie una planta que es importante no solo por la generación de empleo y riqueza sino también porque incorpora elementos en el ciclo de vida del desarrollo industrial sobre la base de la economía circular.

En este sentido, ha incidido en que desde Extremadura se será “pioneros” para dar una respuesta al cambio climático desde la tierra, pasando por la transformación y hasta llegar a la mesa.

Maroto también ha considerado que la industria va a estar en el centro de la recuperación económica, a lo que ha añadido que una parte muy importante de este proyecto es el Fondo de Apoyo a la Inversión Productiva, que se abrió este pasado jueves y ya se empiezan a recibir los primeros proyectos.

“La planta va a ser un motor de esa recuperación que tanto ansiamos, que empezamos ya a construir entre todos y que Extremadura está escribiendo una historia de éxito, una historia donde la industria va a ser protagonista”, ha aseverado.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.