El Gobierno da el visto bueno con condiciones a la OPA parcial de IFM para hacerse con el 22,69% de Naturgy

La sede se deberá mantener en España, no puede haber recortes de plantilla en el país y la compañía debe seguir cotizando en Bolsa

El Consejo de Ministros ha autorizado, con condiciones, la OPA voluntaria y parcial del fondo australiano IFM para hacerse con hasta el 22,69% del capital de Naturgy.

En rueda de prensa, la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, afirmó que se trata de una operación “singular” sobre una empresa que es “estratégica”, y que, a pesar de dar la “bienvenida” a la inversión extranjera, debe ser concebida como una “oportunidad que ayude a consolidar con robustez el marco normativo y la transición energética” y con “garantías y cautela”.

En concreto, la aprobación de la operación de IFM para entrar en el capital de Naturgy, aprobada a propuesta del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, esta condicionada a que en un plazo de cinco años de la liquidación de la OPA el fondo deberá apoyar las inversiones de la sociedad en proyectos de transición energética en España que contribuyan a generar valor, así como a mantener el domicilio y sede de la compañía en España y “una parte significativa” de la plantilla en España.

RESPALDAR UNA POLÍTICA DE DIVIDENDOS “PRUDENTE”.

Además, IFM deberá respaldar una política de dividendos “prudente” y una política de endeudamiento externo que permita mantener esta ratio, sin superar los niveles recomendados por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Igualmente, IFM no podrá apoyar ninguna propuesta de desinversión distinta de las reflejadas en el plan estratégico que se presente y que implique perder el control de las filiales con las que el grupo realiza sus actividades estratégicas en España.

Tampoco podrá respaldar la exclusión de Naturgy de las Bolsas españolas durante los próximos tres años. El incumplimiento de las condiciones por IFM supondrá la revocación de la inversión y supondrá una infracción “muy grave”, ha incidido Ribera.

PRESENTACIÓN DE OFERTA EN FEBRERO.

IFM presentó a principios de febrero ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la solicitud de autorización, incluido el folleto, de su oferta pública voluntaria y parcial para hacerse con hasta el 22,69% del capital social de Naturgy.

La operación, además del visto bueno de la CNMV, debía contar con esta autorización del Consejo de Ministros, debido a la normativa de blindaje aprobada el año pasado por el Gobierno por la crisis del Covid-19, que permite al Ejecutivo vetar la compra por un inversor extranjero de más de un 10% de una empresa española de un sector estratégico.

La oferta de IFM, condicionada a alcanzar un nivel mínimo de aceptación de, al menos, el 17% del capital social de la energética, ha reducido su precio hasta los 22,07 euros por título, desde los 23 euros iniciales, tras descontarse los dos dividendos abonados por Naturgy a sus accionistas desde que se anunció la oferta.

Así, se sitúa actualmente apenas un 1,7% por encima del precio de cotización de la compañía, cuyos títulos se intercambian en el mercado este martes a 22,69 euros.

El fondo también ha reiterado su vocación de permanencia como accionista de largo plazo, así como su intención de contar con representación en el consejo de administración.

Además, IFM trasladó al grupo energético su apoyo en la transición energética y a las inversiones necesarias, así como su respaldo a una política de dividendos sostenible.

((HABRÁ AMPLIACIÓN))

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.