El operador de fibra y móvil Silbö prevé facturar 25 millones en 2024 y alcanzar los 200 millones en 4 años

Abrirá 250 tiendas en España y alcanzará 1,2 millones de servicios en los próximos cuatro años

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El operador móvil virtual (OMV) Silbö prevé facturar 25 millones de euros en 2024 y alcanzar un volumen de negocio de 200 millones de euros en los próximos cuatro años, según ha afirmado este miércoles el consejero delegado de Silbö, Jorge Morán, en la rueda de prensa de presentación de la compañía.

El operador cuenta 11 socios empresariales, los cuales se desvelarán en abril, y en seis meses ha conseguido una financiación de 20 millones de euros para comenzar su actividad. Así lo ha señalado el directivo, que fue director general de ventas de Finetwork y que, una vez constituido el consejo de administración de Silbö será el presidente del mismo, además de consejero delegado de la compañía.

- Publicidad-

A pesar de no haber desvelado todavía los socios empresariales de la compañía, Morán ha señalado que ninguno de ellos es un “gran fondo internacional”.

“Estamos hablando de una aportación de ‘equity’ por parte de los socios de unos 20 millones de euros, que se van a convertir en ampliación de capital. Por lo tanto, tenemos un músculo lo suficientemente importante de inicio para poder negociar con la banca. Hay otra parte que necesitamos de financiación, más o menos de otro tanto, que será con los cinco principales bancos (…) y el resto de la inversión va con el propio (crecimiento) orgánico del negocio”, ha asegurado Morán.

“Es un plan a cuatro años muy estudiado, perfectamente equilibrado y la verdad es que nos sentimos muy cómodos con que no tengamos que sufrir la tortura de pasar rondas y rondas (de financiación) cuando en seis meses hemos resuelto el principal problema de un proyecto de este tipo, que es conseguir la financiación inicial”, ha agregado.

La compañía tiene como socio mayorista a Telefónica, que se llevará el grueso de los 300 millones de euros que Silbö invertirá en los cuatro próximos años en proveedores de red.

En ese sentido, Silbö ha destacado que el contrato mayorista con Telefónica proveerá a la compañía de una cobertura en el 95% del territorio nacional, al tiempo que ha señalado que espera que en el segundo semestre de este año pueda ofrecer la tecnología 5G a sus clientes.

Por otro lado, el nuevo OMV ha descartado, al menos de momento, realizar un despliegue propio de fibra. Sobre ello, Morán ha resaltado que en el sector hay muchas compañías que están buscando desprenderse de parte de su red fija.

APERTURA DE TIENDAS

El directivo también ha indicado que el objetivo de la compañía es cerrar 2024 con alrededor de 320.000 servicios activos y lograr 1,2 millones en los próximos cuatro años, si bien actualmente cuenta con en torno a 30.000.

En el marco de ese objetivo, el OMV destinará 120 millones de euros en cuatro años a sus canales de venta, un presupuesto que se dedicará al apoyo de sus distribuidores, al pago de comisiones y a captaciones.

El plan de negocio de Silbö también contempla la apertura de 250 tiendas entre este año y el que viene, si bien la operadora ya cuenta con cinco punto físicos de venta, cuatro en Extremadura y uno en Fuenlabrada, todos ellos inaugurados recientemente.

En cuanto al empleo, la compañía cuenta actualmente con unos 35 trabajadores, espera cerrar el año con alrededor 70 y acabar 2025 con una plantilla de en torno a 100 efectivos.

A ello se suma la previsión de generar alrededor de 1.000 puestos de trabajo indirectos en los próximos cuatro años.

POSIBLES ADQUISICIONES

Acerca de la posibilidad de que Silbö acometa operaciones de fusión o adquisición en el marco de su plan de negocio, el consejero delegado de la compañía ha señalado que para este año no se contempla esa opción, sin embargo, ha abierto la puerta a que en 2025 pueda haber algún movimiento en ese sentido.

“No lo tenemos contemplado en nuestro plan de negocio, pero si hay una oportunidad en el mercado de una compra inorgánica, la vamos a estudiar y tenemos capacidad para afrontarla. De hecho, creemos que es fácil que hagamos alguna el próximo año. Pero eso nos lo va a fijar el mercado”, ha afirmado.

POSICIONAMIENTO EN EL MERCADO

Silbö competirá en el mercado de las telecomunicaciones español en el segmento del ‘smart cost’, es decir, un nicho en el cual se encajan los clientes que buscan el mejor precio posible pero sin renunciar a determinados servicios en función del factor precio.

En ese sentido, la compañía ofrecerá desde tarifas de prepago hasta planes convergentes y, de hecho, entre sus productos también hay televisión de pago, además de fibra y de móvil.

“Lo que pretendemos es mantener las prestaciones que el cliente necesita y dándole ese precio competitivo para que pueda mantener su estabilidad dentro de sus necesidades”, ha resaltado Morán.

noticias relacionadas.