Adif inicia este lunes las obras del AVE Murcia-Almería e interrumpe el tráfico entre Cartagena-Madrid

MURCIA, 27 (EUROPA PRESS)

La segunda fase de las obras de la línea del AVE entre Murcia y Almería comenzarán este lunes. A su vez, estos cometidos, supone el cierre del tráfico ferroviario entre la Región y Madrid, según han informado fuentes del gestor ferroviario en un comunicado.

Al respecto, desde ADIF han insistido en que “por la complejidad y para agilizar” el desarrollo de las nuevas infraestructuras, estas actuaciones “son incompatibles con el mantenimiento del tráfico ferroviario de viajeros entre la estación de El Carmen y Alcantarilla, por lo que el tráfico directo a Madrid queda interrumpido.

De este modo, Renfe ha establecido un plan alternativo de transporte para los trenes de Larga Distancia que unen la Región de Murcia con Madrid, vía Chinchilla.

En este sentido, el viaje desde Cartagena, Torre-Pacheco, Balsicas-Mar Menor y Murcia y el resto de las estaciones intermedias, se realizará en autobús hasta la estación de Archena-Fortuna que “se establece como terminal de transbordo”.

Para ello, la compañía ferroviaria ha programado un servicio de autobuses, en ambos sentidos, directos y con paradas intermedias, para garantizar la movilidad a los viajeros.

Por su parte, los desplazamientos entre Archena y Albacete se realizarán por ferrocarril en un servicio Intercity, con un segundo transbordo en la estación de Albacete para enlazar con los servicios Ave que conectan la capital manchega con Madrid.

Por otro lado, el Intercity Madrid- Águilas que circula los fines de semana (viernes y domingo) se realizará en autobús desde Águilas hasta Archena, con paradas intermedias en las estaciones de Lorca Sutullena, Alhama de Murcia, Totana y Murcia del Carmen para enlazar desde Archena hasta Madrid por ferrocarril.

ADIF ha justificado este corte del tráfico ya que “después de estudiar todas las opciones posibles”, se concluyó que “el mejor modo de resolver los problemas técnicos y aprovechar al máximo los fondos europeos del mecanismo de recuperación y resiliencia (MRR) era reducir al máximo los plazos de ejecución de las obras y trabajar simultáneamente en varios tramos, por lo que se hace imprescindible interrumpir el tráfico ferroviario”.

Además, el gestor ha reconocido que esta reducción de los plazos “beneficiará tanto a la población como al tejido productivo de las zonas afectadas”, así como al desarrollo del propio Corredor Mediterráneo, ya que “se agilizará y facilitará la puesta en servicio de este tramo esencial para el mismo”.

TRÁFICO DE CERCANÍAS

Desde el pasado el 1 de octubre, con motivos del inicio de la primera fase de las obras programas por Adif, los servicios de Cercanías de la línea C2 se realizan por carretera entre Murcia-Lorca Sutullena-Águilas y vv. El plan alternativo cuenta con dos servicios de autobuses en ambos sentidos, uno semidirecto, con paradas en Alhama de Murcia, Totana y Lorca San Diego y vv., y otro estacional con paradas en todas las estaciones de su recorrido.

El servicio entre Lorca y Águilas y vv. se realiza con un bus estacional con parada en todas las estaciones del recorrido (P. Lumbreras, Almendricos, Pulpí, Jaravía, Águilas El Labradorcico y Águilas.) a la llegada del bus semidirecto procedente de Murcia.

Asimismo, los viajeros del servicio Intercity entre Barcelona y Lorca Sutullena realizan por carretera el trayecto entre Murcia del Carmen y Lorca.

El gestor ferroviario ha informado que los viajeros pueden consultar todos los horarios en ‘www.renfe.com’ y en el teléfono de información de Renfe 912 320 320. También podrán consultar lo relativo a las actuaciones en la infraestructura en la página web de Adif AV ‘www.adifaltavelocidad.es’.

LÍNEA MURCIA-ALMERÍA

Por otro lado, Adif Alta Velocidad (Adif AV) iniciará, este lunes, la segunda fase de las obras para avanzar en la creación de la primera conexión directa por ferrocarril entre Murcia y Almería, con el claro reto de “crear una potente y moderna red ferroviaria en este sector del arco mediterráneo”.

La inversión estimada ronda algo más de 3.000 millones de euros, para el gestor ferroviario “se trata de un hito esencial para el desarrollo del Corredor Mediterráneo en un ámbito de gran potencial socioeconómico”, ya que ambas capitales estarán conectadas con el resto de la red de alta velocidad de España y, por extensión, con Europa, a través de la red transeuropea TEN-T.

Las obras de la nueva conexión, que se extiende a lo largo de 106,9 en la Región de Murcia, se realizan simultáneamente en varios puntos, con diferentes actuaciones, como el levante de vías, acopio de materiales y otros trabajos, del mismo modo que se acometió en la fase 1, iniciada el pasado 1 de octubre.

Así, se conseguirá que la nueva red en este ámbito sea un símbolo de modernidad, dando un salto cualitativo para situarse a los niveles de las grandes redes de Europa, y convirtiéndose en un nodo internacional de altas prestaciones.

PRINCIPALES OBRAS

Entre los principales objetivos, ADIF ha destacado “dotar al tramo Murcia-Lorca-Pulpí-Águilas de ancho estándar con los más modernos sistemas de señalización y telecomunicaciones, suprimiendo asimismo pasos a nivel”.

Entre Murcia y Pulpí se creará una plataforma para doble vía en ancho estándar y electrificada, y de allí se bifurcarán las líneas hacia Almería y Águilas, población esta última a la que el tren llegará también en vía de ancho estándar y electrificada.

Interrupción del tráfico para agilizar el desarrollo de las nuevas infraestructuras

De esta forma, Adif AV ha reconocido que “afronta uno de los mayores retos de los últimos años” y ha hecho “un gran esfuerzo de planificación, más si cabe al trabajar en densos núcleos urbanos y con la necesidad de actuar sobre la plataforma ferroviaria existente en casi todo el recorrido”.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.