Enagás afirma que España tiene capacidad para “tomar más medidas” ante un impacto por ‘Nord Stream 2’

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

El presidente de Enagás, Antonio Llardén, ha asegurado que la paralización del proyecto del gasoducto ‘Nord Stream 2’, una infraestructura estratégica para trasladar suministro de gas desde Rusia a Alemania, puede afectar “a corto plazo” a los precios del gas natural, aunque ha subrayado que España tiene capacidad para “tomar más medidas” si fuera necesario para garantizar el suministro por el impacto de esta decisión.

En una rueda de prensa, Llardén señaló que Enagás cuenta con capacidad para dar más ‘slots’ a las plantas en España, añadiendo que las medidas que se han adoptado en los últimos meses ya anticipaban situaciones de este tipo y que hay margen para “más medidas”.

De hecho, a lo largo del pasado año Enagás, en permanente coordinación con el Gobierno de España, ha implementando todas las medidas preventivas posibles para contribuir a la garantía de suministro energético.

En este sentido, en septiembre procedió a subastas extraordinarias de ‘slots’ con el objetivo de promover la llegada de GNL a las plantas de regasificación de España. Para el periodo invernal, que comprende de noviembre de 2021 a marzo de 2022, se subastaron y contrataron 145 ‘slots’ de descarga, frente a los 86 barcos que descargaron en las terminales españolas el pasado invierno.

“Tenemos capacidad para dar más ‘slots’ a las plantas en España, si fuera necesario. Estamos en condiciones de tomar más medidas discutiéndolo con la CNMC y el Ministerio”, dijo Llardén.

AMPLIACIÓN DE MEDGAZ.

Por otra parte, Llardén indicó que la ampliación de Medgaz, el gasoducto submarino entre Argelia y España, ya está en funcionamiento, surtiendo así ya una proporción de gas natural superior, aunque está pendiente de la conclusión de temas técnicos para su inauguración.

En concreto, esta ampliación de Medgaz permite a la infraestructura, propiedad de la argelina Sonatrach y de Narturgy, alcanzar una capacidad de más de 10 bcm (unos 10.000 millones de metros cúbicos) frente a los 8 bcm anteriores. “Está funcionando bien y la presión de gas de Argelia es la media de la que tendríamos si tuviéramos ya la ampliación hecha”, destacó Llardén.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.