Genç afirma que los indicadores de riesgo de BBVA “se sitúan mejor que en los niveles pre-Covid”

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

El consejero delegado de BBVA, Onur Genç, ha afirmado este viernes que los indicadores de riesgo de la entidad “se sitúan mejor que en los niveles pre-Covid”, destacando los resultados que el banco obtuvo durante 2021.

Así lo ha expresado durante su discurso en la junta general de accionistas que se celebra hoy en Bilbao, donde Genç ha dado un repaso por las principales cifras que la entidad registró en 2021, así como algunos de los hitos más destacados.

Genç, ha afirmado que 2021 “ha sido un gran año para BBVA” en términos de resultados, que arrojaron el pasado ejercicio “los mayores beneficios de los últimos diez años”.

En concreto, ha recordado que en 2021, el beneficio recurrente de BBVA fue de 5.069 millones de euros, “el mayor beneficio de los últimos diez años, superando la marca de los 5.000 millones de euros”.

Este resultado es casi el doble del obtenido en 2020 y un 18,7% a perímetro constante, es decir, excluyendo el negocio en Estados Unidos, del que el banco se desprendió en 2021.

Cabe señalar que, si se tienen en cuenta los impactos no recurrentes, el resultado atribuido es de 4.653 millones de euros, una cifra 3,6 veces superior a los 1.305 millones de euros logrados un año antes.

Genç ha explicado que estos resultados se deben, principalmente, al “buen comportamiento” del negocio subyacente del banco, en concreto, “por la buena evolución del margen neto y por unos menores saneamientos”.

También ha destacado el “magnífico desempeño” de los países en los que BBVA opera, con una evolución “muy positiva” de los ingresos recurrentes y una mejora de la eficiencia. Además, ha añadido que los indicadores de riesgo “se sitúan mejor que en los niveles pre-Covid”.

De esta forma, el beneficio atribuido ha crecido en todas las áreas de negocio, con crecimientos del 23% en América del Sur o del 143% en España.

Asimismo, la cuota de mercado en el negocio de préstamos es del 13,5% en España, del 23,7% en México, del 17,1% en Turquía, del 10,6% en Colombia y del 21,3% en Perú.

Además, Genç ha resaltado la “fortaleza de capital” del banco, puesto que, a cierre de 2021, tenía un exceso de capital de 12.700 millones sobre el requerimiento regulatorio, una vez descontada la totalidad del programa de recompra de acciones.

APUESTA POR LA DIGITALIZACIÓN Y LA SOSTENIBILIDAD

El consejero delegado también ha recordado la “apuesta decidida” por la digitalización, un proceso que se compone de cuatro fases: en primer lugar, transacciones “sencillas”; una segunda fase en la que el banco se centra en acelerar las ventas digitales; una tercera, con el “gran desafío” de hacer crecer la base de clientes; y una cuarta que supone el asesoramiento digital.

En este sentido, el presidente del grupo bancario, Carlos Torres, ha recordado el lanzamiento de BBVA Italia, una oferta bancaria minorista y digital, “apalancando nuestra tecnología y equipos de BBVA España, y que en sus primeros meses está teniendo un crecimiento por encima del previsto”.

Además de esta iniciativa, Torres ha resaltado las participaciones en bancos digitales de nueva creación como Atom Bank en el Reino Unido, Solarisbank en Europa, o Neon en Brasil.

Por otro lado, Genç también ha destacado, como fortaleza, la apuesta de la entidad por la sostenibilidad. Ha afirmado, al respecto, que se trata de “un riesgo importante, pero también es una gran oportunidad de negocio”.

“Hoy, el 12% de la facturación del Grupo es financiación sostenible. Hace tres años esta cifra era prácticamente cero”, ha asegurado en este sentido.

REMUNERACIÓN AL ACCIONISTA

Por su parte, Torres, quien también ha recordado algunas de las principales cifras registradas por el banco en 2021, ha recordado la política de remuneración al accionista.

En este sentido, ha destacado que se propone en esta junta “el mayor dividendo por acción en efectivo de los últimos diez años”, de 31 céntimos por acción, de los cuales, 23 céntimos se pagarían el próximo abril si así lo aprobase hoy esta junta, que se sumarían a los ocho céntimos ya pagados a cuenta en octubre pasado.

“Tenemos en marcha uno de los mayores programas de recompra de acciones de Europa por importe máximo de 3.500 millones de euros. Hemos completado el primer tramo de 1.500 millones y hemos iniciado el siguiente de 1.000, al que seguirá el definitivo hasta un máximo de 3.500 millones, o un 10% del capital social”, ha señalado Torres.

En total, la remuneración a los accionistas de BBVA podría alcanzar hasta 5.500 millones de euros, teniendo en cuenta tanto el dividendo del ejercicio de 2021 como el programa de recompra.

Además, en 2021 también se incrementó la política de dividendos para los próximos años, subiendo el porcentaje de beneficio que se distribuirá al accionista a la horquilla de entre el 40 y el 50%.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.