La bodega Campo Viejo obtiene la certificación WfCP ‘Spanish Wineries for Emission Reduction’

LOGROÑO, 19 (EUROPA PRESS)

Campo Viejo ha sido reconocida con el sello ‘Spanish Wineries for Emission Reduction’ de la certificación ‘Wineries for Climate Protection’ (WfCP), certificado que ostenta la bodega desde 2017, y que requiere una mayor exigencia en dos de los cuatro pilares del esquema: la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero y el empleo de energías renovables para la eficiencia energética.

De esta forma, Campo Viejo, que pertenece a Pernod Ricard, se consolida, así como un referente en materia de sostenibilidad ambiental.

‘Wineries for Climate Protection’, desarrollada por la Federación Española del Vino (FEV), es la primera y única certificación del ámbito de la sostenibilidad específica del sector del vino. Se inició en 2011 como un movimiento sectorial en la lucha contra el cambio climático, y se presentó oficialmente como certificado en 2015 con el respaldo del Ministerio de Agricultura.

- Publicidad-

El esquema, que se revisa periódicamente, está basado en una filosofía de avance continuo donde las bodegas deben contar con un plan específico de mejora en sus procesos productivos, cuyo desarrollo es verificado cada dos años a través de una auditoría acreditada. WfCP evalúa 4 aspectos: reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, energías renovables y eficiencia energética, reducción de residuos y gestión del agua.

La categoría adicional ‘Spanish Wineries for Emission Reduction’ es más exigente en la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.

Las bodegas que quieren acceder a esta categoría, además de cumplir con los requisitos del esquema WfCP, deben verificar unas condiciones adicionales, como son emplear un 15% de energía renovable autogenerada y haber reducido un 15% su huella de carbono (incluyendo alcances 1, 2 y 3), con un objetivo de reducción a largo plazo de 35% para 2030.

EMPLEO DE UN 15% DE ENERGÍA RENOVABLE AUTOGENERADA

Recientemente, Campo Viejo ha llevado a cabo la instalación de 1.071 paneles solares en sus instalaciones con una potencia de 487 kWp que genera energía solar suficiente para cubrir hasta el 20% del consumo de la bodega. Además, la bodega ya cuenta con energía geotérmica que proporciona electricidad a su zona social.

Uno de los objetivos medioambientales de Campo Viejo es el de reducir su huella de carbono. Para ello, entre otras muchas acciones, la compañía ha trabajado en la reducción de emisiones en la propia actividad de bodega a través del uso de energías renovables. Otra de las acciones para lograr este objetivo ha sido disminuir las emisiones asociadas intrínsecamente al producto, utilizando un packaging más sostenible con menores emisiones en su producción, disminuyendo los residuos y optimizando las rutas de transporte, entre otras.

En este sentido, Campo Viejo como bodega perteneciente al Grupo Pernod Ricard Winemakers, tiene un objetivo aún más ambicioso para el 2030 y es reducir sus emisiones al 50% a través de diferentes proyectos que ayudarán a la consecución de este propósito: packaging sostenible, energías renovables, sensibilización ambiental, acuerdos con proveedores, etc.

Esta nueva certificación se suma a las ya conseguidas: sistema de gestión ambiental ISO 14001, sistema de gestión energética ISO 50001 y certificación de inventario de emisiones GEI ISO 14064, este último a nivel de grupo.

Este nuevo logro significa para Campo Viejo el reconocimiento de años de “profundo respeto y esfuerzo” por el cuidado de su entorno y refuerza su compromiso con la sostenibilidad y responsabilidad.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.