Pascual se une a Nutri-Score y diseña su propio modelo de perfiles nutricionales

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

La empresa Pascual se ha unido al sistema europeo de clasificación de alimentos en función de su calidad nutricional Nutri-Score, complementando la propuesta con un modelo de perfiles nutricionales propio, con el que la “compañía aspira a tener los productos con la composición nutricional más equilibrada del mercado”.

Se trata de una apuesta que la empresa ha adquirido “en un ejercicio de transparencia con sus consumidores sobre la calidad nutricional global de sus productos”, según señala en un comunicado.

De hecho, Pascual afirma que se ha comprometido a adaptar todas sus categorías de producto a las necesidades nutricionales reales de cada segmento de población al que van dirigidas.

La directora de Nutrición y Salud de Pascual, Elena Garea, explica que desde la compañía se ha optado por tener un método propio para perfilar sus productos, de forma que ofrecen al cliente una orientación nutricional “más completa”: “Utilizamos Nutri-Score como una variable más, y la incorporamos a nuestros productos porque creemos que es un sistema objetivo e independiente, con una sólida base científica, y cuyo objetivo es facilitar la decisión de compra del consumidor”.

A su vez, mantiene que establecer una metodología propia les ayudará a definir un perfil nutricional óptimo para cada producto; en su opinión, “un gran avance” para cumplir con sus compromisos con el bienestar y la salud de las personas.

EL MODELO DE PERFILES NUTRICIONALES DE PASCUAL

La nueva Política de Nutrición y Salud recoge, como primer punto, la definición de este Modelo de Perfiles Nutricionales propio de la compañía: una nueva metodología por la que Pascual categorizará todos sus productos en base a su composición nutricional.

“En Pascual, entre nuestra amplia oferta de productos ponemos a disposición de nuestros consumidores alimentos con una alta densidad nutricional y eso conlleva un compromiso con la nutrición que debemos proteger y velar. A lo largo de este año y después de analizar en profundidad los diferentes modelos de perfiles nutricionales conocidos de Reino Unido, EEUU, Francia, etc., se ha desarrollado un modelo propio ambicioso, completo y con aplicaciones útiles tanto para la compañía como para el consumidor”, aclara Garea.

Además, sostiene que con este paso de la compañía sigue “las estrategias sugeridas por la OMS en respuesta a la epidemia global de sobrepeso y de obesidad y frente al incremento de enfermedades no transmisibles relacionadas con la dieta”.

En concreto, las claves y pasos del Modelo de Perfiles Nutricionales de Pascual pasan por describir el producto y su categoría detallando cuándo se consume, de qué manera y qué características nutricionales se le presuponen.

“Este punto de partida es crítico ya que supone considerar a los alimentos y a las bebidas por su papel en la dieta, que puede ser más o menos relevante en función del tipo de producto. A partir de su consumo es esperable obtener unos nutrientes concretos que hay que identificar previamente para poder calcular su contribución a la dieta global”, informan desde Pascual.

Después se trata de identificar las necesidades nutricionales del grupo de población al que va dirigido clasificando la población española en cinco grupos por rango de edad, que cuentan con unas necesidades nutricionales muy diferenciadas: niños, adolescentes, adultos jóvenes, adultos y población mayor.

Adicionalmente, se tienen en cuenta otros subgrupos de población que, en función de su condición, costumbres de alimentación o estado fisiológico, pueden requerir unas necesidades más particulares (mujer gestante, en edad menopaúsica, veganos, deportistas, entre otros). “Sabemos, además, que una alimentación desequilibrada puede provocar importantes desviaciones de ingestas de nutrientes recomendadas”, afirma Garea.

Otro de los pasos es identificar los nutrientes relevantes. Según el beneficio de salud del alimento que se quiere desarrollar, se identifican los nutrientes clave a limitar o favorecer y se calculan por porción de consumo y necesidades según el grupo de población. “Esto supone un gran nivel de adaptación, orientado a generar un impacto positivo en la dieta de los consumidores, particularizando en cada segmento poblacional”, mantiene la compañía.

Identificar la valoración de Nutri-Score para su aplicación en la calibración final del Perfil Nutricional y la definición del Perfil Nutricional adecuado del producto son los últimos pasos.

Con todo ello, Elena Garea resalta que este modelo requiere una investigación “constante y transversal” que permita avanzar hacia la elaboración de productos cada vez más saludables, y que contribuyan al bienestar de las personas, según sus necesidades concretas. “Actualmente, el Modelo de Perfiles Nutricionales de Pascual se está aplicando a 23 categorías comerciales y 65 referencias y toda la innovación que la compañía genera tiene incluido en su desarrollo la aplicación de este Modelo único en España”, precisan desde Pascual.

Precisamente, la compañía también ha comunicado que eleva a la nutrición y a la salud como ‘Políticas de Compañía’, un acuerdo que ha sido rubricado por su Consejo de Administración.

En palabras de la directora de Nutrición y Salud de Pascual, “hemos detectado la necesidad de que las empresas de alimentación seamos proactivas y asumamos la responsabilidad de promover, a través de nuestros productos y servicios, alimentos más saludables y nutritivos. Pascual tiene en su ADN mejorar la calidad de vida de las personas, nuestra ambición es convertirnos en referentes como empresa saludable orientada al bienestar de las personas”.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.