Sordo (CCOO) cree que “nadie puede poner pegas” a la reforma laboral, que PNV “comparte en líneas generales”

Lamenta que “determinadas fuerzas” hagan una lectura que “tiene poco que ver con el contenido de la reforma y más con lógicas electoralistas”

BILBAO, 3 (EUROPA PRESS)

El secretario general de CCOO, Unai Sordo, ha considerado que “nadie que conozca un poco el mercado laboral” y tenga una visión “medianamente progresista” puede ponerle pegas ni objeciones “serias” al acuerdo sobre la reforma laboral, que PNV “comparte en sus líneas generales” y es “netamente positiva para mejorar la calidad del empleo”.

En una entrevista a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, Sordo, ante la previsible convalidación de la reforma laboral por una mayoría distinta a la de la investidura de Pedro Sánchez, ha dicho que, como sindicatos, de lo que son “responsables es del acuerdo que se ha hecho en el diálogo social, de una reforma que es muy positiva para los intereses de los trabajadores”.

A su entender, el problema es que cuando la reforma laboral ha pasado a la convalidación parlamentaria “determinadas fuerzas han hecho una lectura que tiene poco que ver con el contenido de la reforma y tiene más que ver con lógicas electoralistas o de competencia electoralista”.

En cualquier caso, ha considerado que lo importante es que la reforma laboral “salga adelante” y no cree que la legislatura entre en “una fase de inestabilidad” porque “hay demasiadas cosas en juego”. En su opinión, el de la reforma laboral ha sido “un escenario muy puntual que tiene que ver con determinadas lecturas” por parte de algunos grupos parlamentarios.

Antes de conocer la decisión del PNV de votar no en el Congreso, Unai Sordo ha dicho a la formación nacionalista que la reforma laboral es “muy positiva para los trabajadores vascos” y “ataca a algunos de los problemas del modelo laboral en Euskadi, que es distinto en algunas partes al del Estado, pero que en el tema de la temporalidad y el reequilibrio de la negociación colectiva es una cuestión que afecta exactamente igual a los trabajadores vascos que al resto de los trabajadores de España”.

Asimismo, en relación a “la gran reivindicación” que ha hecho el PNV de garantía de “los marcos interconfederales que facilitan la negociación colectiva en Euskadi”, Sordo ha precisado que no se ha abordado en esta reforma pero “está salvaguardado con la actual legislación”, en referencia al acuerdo interprofesional de 2017 que, en su opinión, “puede dar tranquilidad a los trabajadores vascos sobre que el marco de negociación colectiva en Euskadi en modo alguno está en cuestión”.

Por ello, ha defendido que “no hay ningún motivo para ponerle pegas a una reforma” que, según ha asegurado, le consta que “en sus líneas generales el PNV comparte sus contenidos”. “Nadie que conozca un poco el mercado laboral, nadie que tenga una visión medianamente progresista, y me estoy refiriendo también a EH Bildu, se puede plantear objeciones serias a esta reforma, porque es netamente positiva para mejorar la calidad del empleo de la gente, que es de lo que se trata”.

Sobre la posibilidad de que a última hora se pueda incluir la garantía de los convenios autonómicos, Sordo ha considerado que hay “un poco de confusión” y ha precisado que “hoy lo que se va a hacer es convalidar o no un Real Decreto Ley que, si no se convalidara, desaparecería del ordenamiento jurídico y volvería a renacer la reforma laboral del PP del año 2012”.

A partir de ahí, ha considerado que ésta no debe ser una ley “de punto final” y “se pueden seguir hablando cosas”. En ese sentido, ha afirmado que, “si estuviéramos hablando de verdad de contenidos”, CCOO no tiene “ningún problema” en, por ejemplo, “restringir a futuro la utilización de los despidos”.

“Hoy lo que toca es convalidar el decreto”, ha insistido, para reiterar que esta reforma laboral “no aborda los temas de la estructura de la negociación colectiva, ni entra ni sale, y con la actual legislación se puede dar la tranquilidad de que con los acuerdos interconfederales, como el que existe en Euskadi, están en pie de igualdad con los acuerdos generales que puede haber en España”.

Unai Sordo ha lamentado que, en torno a la prevalencia de los convenios, se ha querido generar “una confusión bastante poco sustentada” porque “no se ha hablado de la estructura de la negociación colectiva, y no hay más que leer el decreto”.

Por ello, ha lanzado un mensaje de tranquilidad porque “no es verdad que estén en cuestión los convenios vascos” y esta reforma “no ha abordado eso”.

CONTRATOS INDEFINIDOS

Por otro lado, preguntado si el crecimiento del 12% de los contratos indefinidos en Euskadi en enero es un efecto de la reforma laboral, Sordo ha dicho que, “en parte, sí es el primer efecto directo”, aunque “en parte tiene que ver también con un reforzamiento de la actuación de la Inspección en los últimos meses”.

En cualquier caso, ha afirmado que este dato es “el primer paso para algo que es muy importante, que pasemos de una media de un 7% de los contratos indefinidos que se hacían históricamente cada mes a más que doblar esa cifra”. “Si nos fuéramos a cifras de que cada mes el 15 o el 17% de los contratos que se hacen son indefinidos en unos cuantos trimestres la tasa de temporalidad va a caer de una forma importante, lo que es muy relevante y afecta, sobre todo, a la gente más precaria”, ha manifestado.

El líder de CCOO ha apuntado además, que este incremento de la contratación indefinida, tiene que ver también con “la percepción de buena parte del empresariado de que le va a salir más a cuenta a partir de ahora hacer contratos indefinidos que contratos temporales, y sobre todo en fraude de ley que era la generalidad”.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.