Sostenibilidad, viabilidad económica y conectividad, claves del transporte del futuro para la Fundación Corell

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

El ‘think tank Movilidad’ de la Fundación Corell ha organizado este martes la IV edición de su Foro de Movilidad con el objetivo de repensar el futuro para alcanzar una movilidad “sostenible, viable desde el punto de vista económico y conectada”, según han anunciado sus responsables en una rueda de prensa.

“Con este foro queremos difundir conocimiento y dar a conocer todo nuestro trabajo a lo largo del año”, ha apuntado el presidente del patronato de la Fundación Corell, Miguel Ángel Ochoa, quien ha presentado este foro junto al vicepresidente de la Fundación, Javier Carbajo.

El Foro está organizado en tres mesas redondas en las que se abordan los tres ejes centrales del mismo (la sostenibilidad, la viabilidad y la conectividad).

En la primera de las mismas se analizará la situación de la tecnología, actual y futura, utilizada para impulsar camiones y autobuses. “Los combustibles sintéticos, con emisiones neutras de dióxido de carbono y el gas natural vehicular se configuran como alternativas reales a la electrificación, al permitir su utilización en una gran parte del parque actual y con las tecnologías ya disponibles”, han señalado los organizadores del Foro.

La segunda de estas mesas abordará los retos que suponen los últimos avances tecnológicos en materia de conectividad, especialmente en aquellos aspectos relacionados con la tecnología 5G. Desde la Fundación Corell remarcan que hay que diseñar adecuadamente la interacción entre todos los elementos que intervienen en la movilidad, desde las infraestructuras hasta la regulación de la movilidad autónoma y conectada.

La última de estas mesas versará sobre la viabilidad económica de todas estas tecnologías, teniendo en cuenta aspectos que afectan a la vida de la sociedad, como los Fondos Europeos de Recuperación y Resilencia o la fiscalidad verde.

El Foro, además, ha contado en su apertura con la participación del director general de Transporte Terrestre (entidad dependiente de la Secretaría General de Transportes y Movilidad), Jaime Moreno, quién ha anunciado que está previsto que la futura ley de movilidad pase por el Consejo de Ministros antes de que termine este año y ha recordado que desde el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana se está trabajando para impulsar un transporte de mercancías “más limpio y descarbonizado”.

PIDEN UNA TRANSICIÓN JUSTA Y NEUTRALIDAD MODAL

Preguntados sobre los distintos medios de transporte y las ayudas a las distintas alternativas a la moviliad, desde el ‘think tank’ han señalado su preocupación por una transición justa y una neutralidad modal. “Lo que no se va a conseguir es un cambio modal castigando a unos medios de transporte frente a otros”, ha recalcado Ochoa.

Sobre el transporte de mercancías mediante ferrocarril, han recordado que pese a que en los últimos años se ha incentivado, ha sufrido un descenso en España en los últimos diez años y solo el 4% de las mercancías se mueven por vía ferroviaria, lo que es una prueba palpable de que algo “está pasando”.

Asímismo, han pedido apostar por el transporte por carretera de mercancías pesadas mediante bioetanol -algo que, a juicio de la Fundación, ayudaría a incentivar la economía de muchas localidades de la ‘España vaciada’- y han recordado que las soluciones basadas en el hidrógeno “están en fase experimental y no habrá fabricación masiva de vehículos propulsados por hidrógeno hasta finales de la presente década”.

Por otra parte, han criticado la ineficiencia del Plan Moves y han recordado que los vehículos más antiguos, y por tanto más contaminantes, están en manos de las familias más pobres o los jóvenes, que no tienen capacidad adquisitiva para renovar su vehículo. “Si todo el parque de vehículos español cumpliera con la norma Euro VI, nuestra movilidad ya alcanzaría los objetivos de descarbonización para 2030”, han recordado.

Por último, han recordado que no es factible transformar la inversión en activos fijos actuales para la generación, distribución y uso de la energía en los nueve años que quedan hasta 2030, ya que ni las familias, ni las empresas ni el conjunto de las administraciones públicas “pueden generar los ingentes recursos que se necesitan”.

“Exigir un tiempo de transformación acelerado políticamente, centrarse únicamente en la energía eléctrica sin explorar todas las opciones disponibles y no tener en cuenta la situación real de la ciudadaníapuede generar tales tensiones en la economía española que frustren la transición y descompongan el tejido productivo de España”, han advertido.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.