Garamendi insta a no caer en “populismos” sobre los salarios y a “ponerse las pilas” para la recuperación

VALLADOLID, 31 (EUROPA PRESS)

El presidente de CEOE, Antonio Garamendi, ha ironizado este martes sobre la posibilidad de caer en “populismos” respecto a las subidas salariales, por lo que ha llamado a “ponerse las pilas” entre todos y “tirar para adelante” para que poder hablar “de verdad” de que el país crezca y de que se pueda recuperar “en un momento muy complicado”.

“Claro que nos gustaría subir los salarios, cómo no”, ha afirmado Garamendi, que ha advertido de que si se suben los salarios pero las empresas no tienen capacidad de trasladarlo a su facturación, “sería imposible”. “Sería la quiebra”, ha zanjado el presidente de la patronal, que ha recordado que hay que tener “mucho cuidado” en términos de inflación ante lo que ha situado como “una segunda ronda” en el alza de los precios.

Garamendi ha abogado en todo momento por hablar en términos de productividad, de competitividad y de la posibilidad de hacer una cosa y otra en función de los sectores, para insistir en que lo que no se puede hacer “en ningún caso” es “indexar” los salarios a la inflación, ya que consolidaría esta situación de forma estructural.

- Publicidad-

En declaraciones a los medios de comunicación antes de participar en el II Encuentro sobre Comercio organizado por la Comisión de Competitividad, Comercio y Consumo (C4) de CEOE y CEOE Castilla y León que se celebra en Valladolid, Garamendi ha aclarado que “nadie” está diciendo que los salarios no tienen que subir y ha abogado por trabajar para que las empresas lo puedan afrontar.

El dirigente empresarial ha puesto como ejemplo la subida de las cotizaciones sociales, una medida que, en su opinión, podría haber servido para subir los salarios pero que finalmente se ha traducido en impuestos. “Cada día hay más impuestos que hay que pagar, más impuestos también municipales, autonómicos… de todo tipo”, ha señalado el presidente de CEOE como ejemplo de las medidas que están “sufriendo” las empresas españolas, a lo que ha añadido el alza de los costes.

“Evidentemente todos queremos que vayan mejor las cosas”, ha aseverado el presidente de la patronal, que ha advertido de que las empresas españolas “no están bien” y ha recordado que “muchísimas” pymes están cerrando, como ocurre en el comercio, donde una de cada cuatro han echado el cierre.

“No es tan fácil como decir que como sube, sube para todos”, ha concluido Garamendi, que ha explicado que el Estado del Bienestar se mantiene si se consigue que funcione la economía, lo que requiere, a su vez, que se deje trabajar a la gente.

En este punto, ha aclarado que un pacto de rentas es “mucho más” que hablar de una subida de salarios, por lo que ha abogado por hablar también sobre los funcionarios, sobre las pensiones o “sobre muchas más cosas”, una responsabilidad que ha situado también en manos de la clase política y de los parlamentos, a los que ha instado también a llegar a acuerdos, como el ejemplo del Pacto de Toledo.

noticias relacionadas.

- Publicidad -

negocios en tu e-mail

date de alta en nuestro boletín diario de actualidad de negocios:

top stories.